Enviar
ICE y Recope podrían aliarse a privados para ingresar al negocio
Laura apuesta por la explotación de gas
Contrato con Mallon Oil Company para extracción petrolera está bajo investigación

Costa Rica podría aventurarse en la explotación de gas natural en suelo nacional.
La Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) y el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) serían las entidades que ingresarían a ese negocio.
Lo harían mediante alianzas estratégicas que podrían suscribir con empresas privadas especializadas en la materia.
Así lo anunció ayer la presidenta Laura Chinchilla, quien en el Consejo de Gobierno adelantó que tiene en estudio diferentes alternativas para que el país se adentre en este negocio.
La explotación local de petróleo ayudaría a disminuir la dependencia internacional que tiene el país y por ende a reducir la factura petrolera. Solo el ICE gasta $110 millones anuales en combustibles al año.
“Mi administración aboga por que la matriz energética se fomente en fuentes renovables o poco contaminantes, como el gas natural, un sustituto del bunker y del diesel, combustibles, altamente contaminantes”, dijo la gobernante.
Chinchilla se inclinó por esta opción, tras enterarse de que un contrato con la firma Mallon Oil Company para extraer hidrocarburos en el país está a punto de cumplir con todos los requisitos para operar.
En este sentido, la mandataria fue enfática en que no apoya la exploración ni explotación petrolera en territorio nacional, y por ello, un equipo técnico está valorando aspectos jurídicos y de conveniencia nacional que implicaría que esta compañía arranque la exploración petrolera.
“Esta revisión sobre todo se orienta hacia la satisfacción del interés público y a garantizar el respeto de los principios de protección al medio ambiente que inspiran nuestra gestión”, añadió Chinchilla.
En el plano jurídico, se esta revisando que cada uno de los requisitos que establece la ley se hayan cumplido a cabalidad y que las áreas de conservación y territorios indígenas no se vean afectados con tal concesión.
Asimismo, se valoran los riesgos de eventuales demandas e indemnizaciones ante la negativa de la actual administración de apoyar proyectos de este tipo.
Este caso se remonta a mayo de 1999, cuando el entonces presidente Miguel Angel Rodríguez inició un procedimiento de licitación pública para la exploración y explotación de hidrocarburos en una parte de territorio nacional. Concurso que en marzo de 2000 fue ganado por Mallon Oil Company.
Sin embargo, una serie de cuestionamientos respecto a la viabilidad ambiental de este proyecto, a la fecha lo mantenían frenado. Primero por varios recursos ante la Sala IV y luego por una moratoria que en su momento firmó el presidente Abel Pacheco.
Tras esos hechos, el caso vuelve a tomar fuerza, pero todo hace indicar que la mandataria Chinchilla también lo podría desechar, tras una serie de análisis.

Natasha Cambronero
[email protected]
Ver comentarios