Enviar
Abogados del ex general estudian presentar otro hábeas corpus

Juez autorizó extradición de Noriega a Francia

Ex dictador panameño fue juzgado en ausencia por lavado de dinero en las cortes galas


Miami
EFE

En un duro revés para las aspiraciones del ex general Manuel Antonio Noriega de regresar a Panamá, un juez de Estados Unidos autorizó ayer su extradición a Francia, país que lo reclama para cumplir condena por lavado de dinero.
El juez William Turnoff dictaminó que la documentación presentada por los fiscales estadounidenses, quienes representan al Gobierno francés en el caso, cumplía con los requisitos legales y, en consecuencia, aprobaba el proceso.
“Esta corte emitirá una certificación de extradición mañana (hoy para el lector)”, dijo Turnoff en una vista judicial de unos treinta minutos celebrada en un tribunal de Miami a la que asistió Noriega con su uniforme militar y una chaqueta negra.
La medida es una recomendación para el Departamento de Estado de Estados Unidos que tiene ahora el camino despejado para enviar al ex militar panameño a Francia que lo juzgó en ausencia por cargos de lavado de dinero en 1999 y lo condenó a diez años de cárcel.
Los abogados del ex “hombre fuerte” panameño en Miami dijeron al terminar la audiencia que su cliente tiene la posibilidad de presentar otro hábeas corpus, recurrir la decisión ante el Undécimo Tribunal de Apelaciones de Atlanta y ante el Tribunal Supremo de Estados Unidos.
“Creemos que la causa es suficientemente justa, pero la decisión final está en manos del general Noriega. El aún no ha decidido si quiere seguir luchando o si permitirá que lo lleven a Francia”, dijo el letrado Jon May.
Por su parte, Frank Rubino, jefe del equipo legal del ex militar, consideró que su cliente sería enviado a París porque Panamá lo permite.
“No nos engañemos, el general no será enviado a Francia porque este país lo quiere. El general será enviado porque Panamá no lo quiere, pese a que tiene cargos graves (en el país centroamericano)”, afirmó.
“Panamá está diciendo: no, llévenlo a Francia para que sea juzgado por la compra de un apartamento”, enfatizó.
El dictamen de Turnoff se añade a otra derrota judicial para Noriega, del pasado viernes, cuando otro juez, William Hoeveler, le denegó un recurso de hábeas corpus que interpuso para ser enviado a Panamá una vez cumplida su condena en Estados Unidos el próximo 9 de septiembre.
El fallo de Hoeveler abrió así camino para que su colega Turnoff aprobara el proceso de extradición a Francia.
En la vista judicial, los fiscales repasaron la resolución de Hoeveler y argumentaron que el acusado nunca cuestionó que había suficientes pruebas para demostrar que cometió un delito grave para ser extraditado.
Mientras, los abogados insistieron que había un obstáculo para que se asumiera la decisión de extradición: Francia no ha emitido suficientes garantías de que el general sea tratado como un prisionero de guerra.
Rubino presentó una copia de un artículo publicado en un diario panameño que recogía las declaraciones del embajador francés en ese país diciendo que Noriega no sería tratado como un prisionero de guerra, como dispone la Convención de Ginebra.
Pero los fiscales refutaron las alegaciones asegurando que el Gobierno de Francia había presentado un documento en el que se comprometía formalmente a tratarlo según la Convención.
No obstante, cuando el juez Turnoff pidió la documentación respectiva, explicaron que ese tipo de comunicación interna entre gobiernos no se divulga públicamente, pero reiteraron que el documento existe.
Al concluir la presentación de los alegatos de ambas partes, Turnoff mencionó que Noriega no cuestionaba que hubiera pruebas suficientes de haber cometido un delito por el cual se le podía extraditar.
Además de recordar el fallo judicial de su colega Hoeveler en el que especificó que la Convención de Ginebra no impide que un prisionero de guerra sea extraditado para ser juzgado por delitos graves cometidos en otro país.
Francia ha pedido la extradición de Noriega, ex hombre fuerte de Panamá de 1983 a 1989, tras haberlo hallado culpable en ausencia del lavado de unos $3,1 millones.
Las operaciones financieras por las que Noriega fue juzgado en Francia datan de los años 1988 y 1989.
Noriega posiblemente siga bajo custodia de Estados Unidos después de terminar el próximo 9 de septiembre 17 años de condena, hasta que se resuelva el proceso de extradición solicitado por Francia.
En Panamá, Noriega afronta varios cargos por corrupción y ya fue condenado a 15 y 20 años de cárcel por los asesinatos de Hugo Spadafora, político y médico panameño, y el mayor Moisés Giroldi, respectivamente.
Ver comentarios