Enviar
Fuerzas de Hamás continúan bombardeo sobre poblaciones al sur de Israel
Israelíes avanzan por el norte de Gaza

Esfuerzos diplomáticos para final de operación militar en territorio palestino se multiplican

Jerusalén
EFE

Las fuerzas israelíes combatían ayer a las milicias de Hamás en el norte de Gaza, en el segundo día de la ofensiva terrestre contra la franja, en medio del silencio de la ONU.
Las tropas israelíes avanzaban en el territorio palestino desde los puntos fronterizos de Nahal Oz y Karni, en el este de la franja, el área de Beit Hanun, en el norte, y desde el aeropuerto de Yaser Arafat, en el este de la ciudad de Rafah (sur de Gaza), informó la agencia de noticias palestina Maan.
El que fuera el asentamiento judío de Netsarim, a menos de tres kilómetros de la capital, ha sido tomado por las tropas del ejército israelí, informaron a Efe testigos desde la ciudad de Gaza.
La cadena de televisión de Hamás, Al Aksa TV, aseguró que milicianos palestinos han capturado a dos soldados israelíes durante la incursión terrestre.
Según la cadena, fueron combatientes de las Brigadas Al Aksa, brazo armado de Hamás, quienes capturaron a los soldados durante los enfrentamientos ocurridos en Gaza desde que se inició la noche del sábado la operación militar israelí en la franja, informa la agencia palestina de noticias Maan.
Por el momento, el ejército israelí no confirmó si alguno de sus soldados ha sido capturado por milicianos palestinos en Gaza.
El ejército israelí inició la noche del sábado sobre las 21.30 hora local (19.30 GMT) las actividades militares terrestres en Gaza, segunda fase de la operación “Plomo Fundido”, con tropas de infantería, ingenieros, artillería y tanques apoyados por la aviación, la marina y agencias de Inteligencia.
La ofensiva israelí tiene como objetivo acabar con el movimiento islamista Hamás y las otras milicias de Gaza y se inició hace nueve días con ataques aéreos y de la Marina, que han dejado atrás más de 460 muertos.
En Nueva York, el Consejo de Seguridad de la ONU terminó la madrugada de ayer la reunión que mantenía para estudiar la situación en Gaza sin que sus quince miembros fueran capaces de acordar una declaración conjunta al respecto.
“Como presidente del Consejo tengo que decir que no hubo acuerdo entre los miembros tras la larga sesión de consultas mantenida, aunque sí hubo fuertes convergencias para instar a un alto el fuego inmediato, permanente y plenamente respetado”, anunció el embajador de Francia ante la ONU, Jean Maurice Ripert, al final de la reunión.
Previamente los países árabes habían pedido al Consejo de Seguridad de la ONU que hiciera un llamamiento al alto el fuego inmediato, después de que el ejército de Israel iniciara la invasión de Gaza.
Rusia, mientras tanto, envió ayer a la zona a su viceministro de Exteriores, Alexandr Saltánov, para celebrar consultas urgentes con las partes involucradas o afectadas por el conflicto armado.
La Comisión Europea anunció que enviará a Gaza más ayuda humanitaria de emergencia por valor de tres millones de euros y pidió a Israel que permita su distribución entre la población necesitada.
“Pido a las autoridades israelíes que respeten sus obligaciones internacionales y garanticen un 'espacio humanitario' para el envío de ayuda vital”, dice el comisario europeo de Ayuda Humanitaria y Desarrollo, Louis Michel, en un comunicado.
Cientos de tanques y vehículos blindados, así como al menos 10 mil soldados, participan en las operaciones terrestres de la franja, un territorio de 40 kilómetros de largo por 15 de ancho en el que viven millón y medio de personas.
Las milicias palestinas continuaron atacando con misiles y cohetes el territorio israelí.
Desde la media noche del sábado, los milicianos palestinos han lanzado al menos diez misiles Kasam y Grad y siete proyectiles de mortero contra las poblaciones del sur de Israel.




Ver comentarios