Enviar
Inversionistas huyen de Argentina


Santiago -- El mercado bursátil de Argentina está perdiendo inversores extranjeros al mayor ritmo desde el año 2000 por inquietudes de que una inflación que se acelera y una huelga de tres meses de productores agropecuarios limitarán el crecimiento económico y las ganancias empresariales.
Alrededor de mil fondos de mercados emergentes vendieron acciones argentinas por un monto de $157 millones hasta mayo inclusive, de acuerdo con la firma de seguimiento de flujos de fondos EPFR Global en Cambridge, estado de Massachusetts. Eso es más que el promedio de negociación diaria de $118 millones en el Mercado de Valores de Buenos Aires y la mayor salida de fondos desde el 2000, el año anterior al que el Gobierno cesó los pagos de la deuda de $95 mil millones. El índice Merval de Argentina perdió 4,7% el año pasa
do, comparado con una subida de 27% para el índice Bovespa en Brasil.
Bill Rudman, de WestLB Mellon Asset Management, vendió sus acciones de Telecom Argentina SA, la segunda compañía telefónica más grande del país, al reducir su cartera argentina el mes pasado de 2% a 0,5% del total de $3 mil millones de títulos valores de mercados emergentes que gestiona. Las protestas de los agricultores sobre los altos impuestos de exportación, la escasez de alimentos y las manifestaciones callejeras están manteniendo a raya las inversiones.
“Creímos que en particular la huelga de los productores agropecuarios y la fricción en el país estaban acelerando lo que podría ser la próxima crisis”, dijo Rudman, el gerente para América Latina de WestLB Mellon en Londres. “Ar
gentina corre el riesgo de ser ignorada por los inversionistas, convirtiéndose solamente en algo residual dentro de los mercados emergentes”.
Antes del mes pasado, WestLB Mellon mantenía una posición “sobreponderada” en Argentina, apostando a que el Gobierno levantaría los controles de precios y las restricciones del mercado.
A la vez que Argentina tiene la décimo octava capitalización de mercado bursátil del mundo, su ponderación en el índice MSCI Emerging Market, un indicador de asignaciones globales de inversores, está rezagada de la de Perú y representa un octavo de la de México. Una compañía del Merval, Tenaris SA, con sede en Luxemburgo, representa 75% del índice MSCI Argentina.
Las exportaciones crecientes de materias primas contribuyeron a atizar el crecimiento económico en Argentina a más de 8% en cada uno de los últimos cuatro años, casi el doble del ritmo de Brasil.
La inflación anual subió a 9,1% en mayo de 8,9% el mes previo, dijo el Gobierno el 10 de junio. Ello se compara con una tasa de 5,6% en Brasil.
Alfonso Prat Gay, ex presidente del Banco Central de la República Argentina, y legisladores de la oposición dice que el Gobierno puede haber estado manipulando los datos para hacer que la inflación parezca más dócil de lo que es desde que el ex presidente Néstor Kirchner reemplazó a los funcionarios encargados del índice de precios al consumidor en enero del 2007. La esposa de Kirchner, Cristina Fernández, lo reemplazó en diciembre después de ganar las elecciones en octubre.
Barclays Capital Inc. dijo en un informe del 6 de junio que la economía de Argentina probablemente se retrasará a 5,5% este año y 2% en el 2009. El Gobierno tal vez informe de una tasa de crecimiento de 7% este año y de 4%
el próximo, escribieron los economistas de Barclays Eduardo Levy Yeyati y Sebastián Vargas.
El congelamiento de tarifas de energía recortó la inversión en el sector y desencadenó una escasez. La protesta de los agricultores llevó a bloqueos de caminos, escasez de alimentos y las mayores manifestaciones antigubernamentales desde el 2001. La confianza en el Gobierno se encuentra en el mínimo en cinco años, según una encuesta de la Universidad Torcuato Di Tella publicada el 2 de junio.
“Nadie sabe adónde va esta crisis”, dijo Hernán de la Cárcova, de 32 años, gerente de cartera de Grupo Rig en Buenos Aires que redujo sus activos locales a 10% de 30% el año pasado.
El índice principal de Argentina tuvo un mejor desempeño que algunos de Latinoamérica. El descenso del Merval se compara con una caída de 23% en Perú y 7,1% en Colombia.
La compañía de servicios petroleros Tenaris, que representa 22% del Merval y hace la mayor parte de sus negocios fuera de Argentina, se ha disparado 42% este año por el aumento del crudo a un récord.
Las compañías del índice MAR de Argentina, que excluye Tenaris, cotizan a 12,5 veces las ganancias en comparación con el 15,7 del índice MSCI Latin America. Banco Macro SA, con sede en Buenos Aires, cotiza a 8,3 veces las ganancias en comparación con el 12,6 de Banco Itaú Holding Financeira SA, de São Paulo, y el 11,7 del Banco de Chile, de Santiago.
Roberto Drimer, analista de Argentine Research en Buenos Aires, calificó Banco Macro con “acumular” durante los últimos seis meses, mencionando una economía en expansión, un banco central que hace “un trabajo razonable en política monetaria” y reservas en divisas cercanas a $50 mil millones.
“Los datos fundamentales económicos de corto plazo son sólidos”, dijo Drimer.
Desde el 2005, el Gobierno ha requerido que los extranjeros depositen 30% de sus inversiones de acciones en el banco central por un año para limitar los ingresos especulativos de capital.
Ver comentarios