Enviar
Falta de insumos para la construcción como varillas y cimientos facilitaron el desplome de viviendas
Incumplimiento en obras contribuyó en catástrofe

• Inspectores del Colegio Federado de Ingenieros y de Arquitectos realizarán gira en las principales localidades afectadas para fiscalizar edificaciones

Karen Retana
[email protected]

El incumplimiento a las normas del Código Sísmico contribuyó a que en tan solo 20 segundos más de un centenar de viviendas ubicadas en la zona de Vara Blanca, Cinchona, Sara
piquí y San Miguel se convirtieran en escombros.
La ausencia de cimientos, varilla y vigas corona para dar soporte a las paredes provocó que la infraestructura cediera ante la fuerte sacudida del terremoto ocurrido el jueves p
asado.
Asimismo, la edificación de viviendas en sitios inadecuados, como pendientes o en áreas cuyos terrenos son propensos a resquebrajamiento, facilitó el desastre en las zonas
afectadas por el movimiento sísmico.
Pese a que el país cuenta desde 1974 con un Código Sísmico que estipula una serie de directrices para construir, aún diversas edificaciones son levantadas evadiendo dichos parámetros.
“Al ver las tomas en el epicentro nos preocupó observar que muchas de las viviendas derrumbadas carecían de insumos básicos en su construcción, como lo es la varilla, lo que revela graves errores constructivos”, sostuvo Olman Vargas, director ejecutivo del Colegio Federado de Ingenieros y de Arquitectos (CFIA).
Ante este panorama el CFIA enviará el próximo martes una cuadrilla de profesionales para realizar las evaluaciones respectivas.
Tres estudios de campo realizados por esta agrupación en el Area Metropolitana, Guanacaste y el Pacífico Central revelaron un alto grado de incumplimientos.
Por ejemplo, más de la mitad del concreto preparado en obra en 25 construcciones ubicadas en el cantón de Garabito de Puntarenas, no cumplió con las normas mínimas que establece el Código.
Las muestras recolectadas el año pasado contaron con resistencias inferiores.
Esta situación se repitió en investigaciones anteriores realizadas en las otras localizaciones.
Ante lo sucedido la próxima ubicación donde se llevará a cabo un estudio similar será en la Zona Norte, para verificar la calidad de las obras, amplió Vargas.
En ese sentido, hay quienes consideran que pese a que el Código brinda las pautas que se deben seguir, es indispensable la supervisión como garante ante eventos como el experimentado el jueves.

* Colaboró con este información Ernesto José Villalobos.

Ver comentarios