Immelt resiste pedidos de achicar GE
Enviar
Immelt resiste pedidos de achicar GE


Boston- Jeffrey Immelt, máximo responsable de General Electric Co., dijo que se resistirá a los llamamientos para que achique la compañía más allá del plan actual de reducir su negocio de productos para el consumidor en las economías en desaceleración.
“Hay más revisiones e intensidad, pero ningún cambio real de la estrategia”, dijo Immelt en una entrevista como anticipo de la asamblea anual de hoy, su primer encuentro cara a cara con los inversores desde la sorpresiva caída de la ganancia este mes. “La estrategia sigue intacta”.

Las acciones de GE registraron su mayor caída en 20 años el 11 de abril, cuando Immelt informó sobre una declinación del 12% en los beneficios del primer trimestre y dijo que la ganancia anual no llegaría a su objetivo de $2,42 por acción. El hecho de no alcanzar los beneficios previstos, que él atribuyó principalmente a la turbulencia de los mercados de crédito, renovó los llamados de los analistas a que GE venda mayores porciones de la compañía, como NBC Universal o la división financiera para el consumidor GE Money.
“Se vuelve a: en
el largo plazo, ¿es la dirección estratégica adoptada por GE la correcta?”, dijo Stephen Hoedt, analista de National City Corp. en Cleveland, firma que posee cerca de 17 millones de acciones de GE. La mezcla de divisiones financieras y no financieras “es algo que ha preocupado a ciertas personas durante largo tiempo, y algo que deberemos revisar periódicamente”.
GE, con sede en Fairfield, estado de Connecticut, subió 3 centavos a $32,49 a las 10.27 a.m. en operaciones compuestas de la Bolsa de Nueva York. Hasta ayer, las acciones habían caído 9% en 12 meses y 18% desde que Immelt, de 52 años, reemplazó a Jack Welch en setiembre de 2001.
El 11 de abril, GE predijo una ganancia de $2,20 a $2,30 por acción en 2008. Los beneficios del primer trimestre por operaciones continuas bajaron a $4.360 millones, o 44 centavos por acción, por debajo de la estimación promedio de 51 centavos emanada de un sondeo de Bloomberg entre analistas.
La turbulencia de los mercados financieros redujo el valor de ciertas inversiones y frustró acuerdos inmobiliarios comerciales de fin de trimestre, dijo GE, representando cerca de 5 centavos de la caída de 7 centavos por debajo de
las estimaciones.
“Hemos vendido parte de las propiedades que se aplazaron a abril”, dijo Immelt en una entrevista en Nueva York, donde habló en una conferencia sobre energía de la Edison Foundation. “Los mercados de capital siguen siendo un desafío. Creemos que aconsejar cautela es una medida inteligente”.
Para analistas como Jeffrey Sprague, de Citigroup Inc., establecido en Nueva York, la cautela significaría simplificar GE y reducir el porcentaje de la empresa constituido por sus negocios financieros.
Hace un año, Sprague sugirió vender GE Money, la división de TV, cine y medios NBC Universal y las divisiones de bienes raíces. “Creemos que es cada vez más evidente que GE es demasiado grande y compleja como para gestionarse de modo eficaz”, dijo Sprague en una nota del 11 de abril.
Durante su gestión como máximo responsable, Immelt ha vendido divisiones con ventas anuales de cerca de $50 mil millones, como las de seguros y plástico, y protegió la calificación crediticia AAA de GE al
tiempo que gastaba más de $70 mil millones para reforzar áreas de mayor rendimiento como la generación de energía, la aviación y las finanzas comerciales. Viene achicando GE Money y buscando un comprador o socio para la división estadounidense de tarjetas de crédito para el consumidor. Immelt ha dicho que mantendrá NBC.
El negocio financiero de GE representó 44% del ingreso neto y 53% de la ganancia de operaciones continuas el año pasado, según sus informes anuales a la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos.
Los inversores quieren que Immelt ajuste las cosas de manera que las divisiones financieras de GE aporten menos de la mitad de los beneficios y las ventas, en parte porque las compañías industriales tienen valores bursátiles más altos que los bancos. GE Infrastructure, el mayor segmento y el mayor fabricante mundial de motores de reacción y locomotoras, superó el pronóstico de ganancias de la compañía en el primer trimestre con un avance de 17% en los beneficios.
“Tenemos un crecimiento muy fuerte en infraestructura”, dijo Immelt en la entrevista. “Creo que hacer del segmento industrial más del 50% de la compañía es algo que sucederá por sí solo, dada la fortaleza de algunos de esos negocios industriales y la actual política de cartera que hemos emprendido en los servicios financieros”.

Ver comentarios