Logo La República

Domingo, 16 de diciembre de 2018



GLOBAL


Huawei no logra que AT&T venda sus teléfonos en EE.UU.

Bloomberg | Miércoles 10 enero, 2018



Bloomberg- Huawei Technologies Co. no ha logrado llegar a un acuerdo para que AT&T Inc. venda sus emblemáticos teléfonos a los consumidores estadounidenses, lo que constituye un revés para la principal compañía fabricante de teléfonos móviles de China, que se estimaba revelaría una asociación con una operadora de Estados Unidos esta semana.

Pese a carecer de un socio directo que la ayude a ingresar oficialmente al mercado estadounidense, Huawei venderá de todos modos una versión liberada de su nuevo teléfono inteligente Mate 10 Pro, que no depende de una compañía telefónica específica.

Huawei y Xiaomi Corp., otra importante firma china fabricante de teléfonos, vienen negociando con compañías telefónicas como AT&T y Verizon Communications Inc. para llevar sus populares teléfonos al mercado de EE.UU., dijeron el mes pasado personas familiarizadas con las compañías.

El mercado estadounidense de teléfonos móviles está dominado por Apple Inc. y Samsung Electronics Co. Como la mayor parte de los teléfonos se compra a través de compañías telefónicas, es casi imposible que un fabricante logre tener una participación de mercado importante sin el apoyo de AT&T o Verizon, las dos mayores redes inalámbricas de EE.UU.

“En los últimos cinco años Huawei ha entregado aparatos premium con integridad, tanto en el plano global como en el mercado estadounidense. Introduciremos nuevos productos en el mercado, y estarán disponibles”, dijo a Bloomberg News un vocero de Huawei.

AT&T declinó hacer declaraciones. El Wall Street Journal informó antes que AT&T desistió de un acuerdo para vender teléfonos Huawei.

Sin AT&T, Huawei puede tratar de cerrar acuerdos con Verizon y las otras compañías telefónicas. Ya trató de vender su teléfono Mate 9 en EE.UU. a través de sitios web de comercio electrónico como Amazon.com Inc., pero trabajar de forma directa con socios inalámbricos le daría a la empresa china mayor presencia por medio de comercios minoristas, sitios web de compañías telefónicas y comerciales televisivos.