Logo La República

Sábado, 15 de diciembre de 2018



BLOOMBERG


Herramienta de propaganda de Chávez sale a la venta

Bloomberg | Viernes 22 agosto, 2014

Citgo tiene una presencia reconocida en Estados Unidos desde hace más de 100 años. Bloomberg/La República


Herramienta de propaganda de Chávez sale a la venta

Hugo Chávez empezó a usar a la venezolana Citgo Petroleum Corp. hace 10 años para proporcionar petróleo para calefacción a los pobres de los Estados Unidos a los efectos de difundir su mensaje socialista. Su sucesor busca ahora vender la compañía para frenar la creciente crisis económica del país sudamericano.
La productora estatal Petróleos de Venezuela SA quiere por lo menos $10 mil millones por Citgo, su brazo de refinado y distribución en los Estados Unidos, dijo el 5 de agosto el presidente de la compañía y ministro de Petróleo Rafael Ramírez. Desde que la agencia de noticias de energía Argus informó por primera vez sobre la posible venta, el 24 de julio, los bonos de Venezuela han caído 8,8%, la mayor declinación entre los mercados emergentes después de la deuda impaga de Argentina y los pagarés de Ucrania.
El plan de venta destaca la creciente tensión económica que enfrenta el presidente Nicolás Maduro, el sucesor que eligió Chávez, en un país donde una menguante oferta de dólares ha derivado en escasez de todo, desde medicamentos básicos hasta papel higiénico, así como la inflación más acelerada del mundo. Citgo, cuya marca tiene una presencia reconocida en los Estados Unidos desde hace más de 100 años y cuenta con alrededor de 6 mil gasolinerías, también ha proporcionado a los tenedores de bonos la seguridad de que podrían quedarse con sus activos para recuperar su dinero si alguna vez Venezuela se declaraba en cesación de pagos.
“Avanzar hacia una venta de esos activos indica dos cosas: un problema de liquidez del gobierno y el deterioro de la calidad de los bonos”, dijo por teléfono desde Boston Bianca Taylor, una analista de deuda soberana de Loomis Sayles Co., que administra $210 mil millones. “En el caso de un impago, esos activos ya no existirán”.
Un funcionario de la petrolera estatal PDVSA, que pidió que no se revelara su identidad porque no está autorizado a hablar de forma pública, se negó a hacer declaraciones sobre la posible venta de los activos de Citgo de la compañía.
Ramírez dijo a la prensa el 5 de agosto que Citgo vale más de $10 mil millones y que PDVSA ha recibido ofertas por los activos de la filial, que tiene sede en Boston, si bien no dio detalles sobre el monto de las ofertas. “Su valor es mucho, pero mucho más”, dijo.
Argus informó el 24 de julio que el gobierno recibió ofertas de entre $10 mil millones y $15 mil millones. PDVSA adquirió una participación de 50% en Citgo en 1986 y es su única propietaria desde 1990, según el sitio web de Citgo.
Citgo tiene una capacidad de refinado de 749 mil barriles por día en sus tres refinerías, ubicadas en Texas, Illinois y Louisiana. Comercializa más de 600 tipos de lubricantes y tiene 48 terminales de productos de petróleo, tres oleoductos propios y seis de propiedad conjunta. También opera la sexta mayor cadena minorista de gasolina de los Estados Unidos a través de estaciones de propiedad y operación local.
A esto se le suma la propuesta dada por el gobierno unos días atrás de aumentar el precio de la gasolina lo que hizo que el 65% de la población se manifestara en contra de la propuesta. La rebaja en la calificacion crediticia del pais por parte de la empresa Dagong Global Credit lo que deja ver que el país esta a punto de
caer en una recesion económica lo que haría que las tensiones sociales vuelvan a estallar como a principio de año cuando los estudiantes y lideres de la oposición se lanzaron a las calles a protestar en contra del gobierno de Maduro. Mientras tanto el presidente realiza visitas relámpago fuera del país y sin dar propuestas para salir de la crisis que se le anuncia desde hace varios meses. Una de las alternativas que se maneja es transladar la importación del petroleo que va a dejar de ingresar a EE.UU. a China dónde se ha negociado en los últimos meses la posibilidad de sustituir la dependencia hacia el mercado norteamericano.

Bloomberg