Enviar

Atacar el déficit, no hay más alternativas

El proyecto ha sido discutido mucho y esperamos que con el aporte de los especialistas y las discusiones en el plenario produzcan una reforma equitativa y justa


En Costa Rica estamos padeciendo un serio problema económico, los ingresos no alcanzan para financiar los gastos (déficit fiscal). La discusión está en cómo disminuir este déficit, ya que es muy alto y el no solucionarlo traerá consecuencias graves, como las que experimentan varios países europeos. El país no puede seguir pidiendo prestado para financiar el déficit, ya que, entre otras cosas, está provocando tasas de interés cada vez más altas. Las alternativas son: aumentar los ingresos, vía incremento en los impuestos y/o mejorando su recaudación; o bien, disminuyendo los gastos. No hay más alternativas.
Cualquiera de estas alternativas tiene efectos económicos importantes y parece que nuestro gobierno escogió todas, ya que una sola implicaría consecuencias más graves por su necesaria intensidad, para que se obtengan los resultados esperados.
Disminuir el gasto público, que por su naturaleza está principalmente compuesto de salarios y un poco en inversión, implicaría despidos, bajos salarios y más deterioro en las calles, por citar algunas secuelas y no necesariamente las más importantes. Otra de las alternativas y que se está aplicando actualmente es la mejora en la recaudación. Hemos visto noticias positivas en este sentido, sin embargo, por la falta de sistemas y legislación actualizada no producirá lo necesario.
Y la última alternativa es aumentar los impuestos. Aquí está la discusión y como lo mencionábamos en otro comentario, esta opción sí genera conflictos, por los “daños” que produce. Pero si queremos que nuestro Estado continúe y mejore sus servicios es necesario aumentar los impuestos. El proyecto de reforma fiscal, ha sido discutido mucho y esperamos que con el aporte de los especialistas y las discusiones en el plenario legislativo, produzcan una reforma equitativa y lo más justa posible. Ahora, si se aprueba en primer debate pasará a la Sala Constitucional, que le dará más largas al proyecto; sin embargo, esperemos que nuestro gobierno pueda aplicar más estrictamente las otras alternativas, con el fin de ir disminuyendo el déficit, pues el no control de este tendrá consecuencias mucho más fuertes que las que implica el aumento de los impuestos, verbigracia el caso de Grecia y otros países europeos.

Rector de la Universidad Latina Costa Rica
[email protected]


Ver comentarios