Enviar

Los recursos de Fonatel deben usarse con eficiencia y rigor para que cierren la brecha digital sin demoras

Hay fondos, agreguemos eficiencia

La brecha digital existente en el país, bien señalada por una nota de este medio ayer, deberá reducirse al máximo si se quiere permitir un avance de toda la población y no solo de algunos sectores, mediante el uso de las más modernas herramientas.
Como factor determinante para dicho avance en la educación y en el sector productivo, la reducción de la actual brecha está de hecho atendida ya en alguna medida y en el caso, por ejemplo, de Heredia, esta se ubica como la zona con mayor acceso a la tecnología.
Esto se debe no solo a la capacidad económica de la población sino a las acciones públicas llevadas a cabo para que toda la gente tenga Internet inalámbrico gratuito en sitios como bibliotecas y parques, por ejemplo.
En el otro extremo, sin embargo, están las zonas costeras, especialmente las del Caribe, cuyas comunidades tienen poco acceso a computadoras, Internet y servicios de telefonía.
Justamente para evitar la existencia de esa brecha y para que esta no siga afectando negativamente a poblaciones que de por sí pueden estar sufriendo también todo tipo de carencias por factor económico, es que se destinaron a subsanarla los recursos de Fonatel provenientes de lo que pagaron las empresas de telefonía para ingresar al mercado.
Es muy importante el buen uso que se haga de dichos recursos, porque de ello puede depender no solo que las zonas más deprimidas puedan tener acceso a la tecnología, sino que ello les sirva para avanzar realmente en materia educativa y para insertarse mejor en los diversos sectores del mercado laboral.
Proyectos como el ya existente para la creación de 250 Centros Comunitarios Inteligentes en Puntarenas, Guanacaste y Limón, no tienen por qué ser de lenta ejecución, como suelen ocurrir las cosas en este país, ni ser lo único que se haga.
Tienen papel fundamental que jugar en este sentido los gobiernos locales, que deberán ser creativos para implementar proyectos y coordinar con el gobierno central además de proponer y lograr alianzas con el sector privado a fin de cumplir con su misión en este aspecto.
Cada gobierno local deberá asegurarse de que su comunidad viva realmente en la sociedad actual de la información y el conocimiento.
La red de sitios públicos para diversos servicios como centros educativos, bibliotecas, centros comunales o como quiera que se llamen de acuerdo con su naturaleza, deben ser fortalecidos en todo sentido, incluida la seguridad, para que sirvan de base a servicios gratuitos de Internet inalámbrico.
Puesto que el fondo existe (Fonatel), lo único que requiere es una rápida, eficiente y transparente gestión para que cumpla con el objetivo de su creación y cierre la brecha existente.
Ver comentarios