Hamilton presiona a Rosberg
Lewis Hamilton busca llegar por primera vez al liderato de la F1 en este 2016. AFP/La República
Enviar

201607211941540.p27-f1-rec.jpg
Nico Rosberg mira por el retrovisor y ya su compañero de equipo, Lewis Hamilton, está ahí.

Solo un punto de diferencia hay entre los dos pilotos de Mercedes, así se enciende nuevamente el Campeonato Mundial de F1.
Rosberg entró al mundial como una “bala”, cuatro victorias al hilo, pero bajó el pie del acelerador y el inglés aprovechó para darle caza.
“La pelea es con Lewis y me siento muy bien conmigo mismo y genial con el coche. Budapest es un circuito duro que realmente te pone a prueba como piloto y un reto que me gusta mucho”, afirmó el alemán, quien ni siquiera al podio a podido subir ahí en los últimos años.
Hamilton, como en las dos temporadas pasadas, ha recuperado terreno con su compañero y otra vez amenaza con dejarlo sin título mundial.
Además, el Campeonato llega a un escenario del que tiene buenos y malos recuerdos.
En Hungaroring (Hungría) el británico ha ganado cuatro veces de nueve posibles y aspira el domingo a convertirse en rey desempatando en triunfos con Michael Schumacher.
Pero los dos últimos años no han sido los mejores, acabó sexto y cuarto.
“Es una pista que, por algún motivo, siempre ha sido buena para mi estilo”, dijo Hamilton. “Los dos últimos años no he tenido el mejor desempeño en Budapest, pero sé que tengo la velocidad, así que quiero cambiar eso esta vez”.
Los roces entre Hamilton y Rosberg están siendo muy constantes en esta temporada, lo que preocupa al equipo.
Mientras tanto, sus otros rivales no aprovechan. Sebastian Vettel tras malos resultados ha caído al quinto puesto. Su compañero Kimi Räikkönen es tercero pero a 62 puntos del líder.
Pero el factor sorpresa siempre ha existido en Hungaroring, conocida como una pista de la vieja escuela, con pocas zonas de rebase, la clasificación es vital y ha permitido algunas victorias inesperadas
Por ejemplo Ferrari aspira a dar la campanada y sumar su primer triunfo del año, como ya lo hizo en 2015 con el propio Vettel.


Ver comentarios