Hacienda logró su mejor subasta en años
Enviar

El Ministerio de Hacienda logró “el acuerdo de su vida” en la subasta de ayer, gracias a la percepción que los inversionistas han visto desde el último mes, donde los precios de los bonos se incrementaron y esto se traduce en una reducción de los rendimientos.
Por esto, a pesar que Hacienda solo había convocado cerca de $30 millones, prefirió aceptar lo que el mercado le puso en la mesa, asignando $190 millones en dos bonos en dólares con vencimientos a 2021 y a 2027, con precios de 100,08 y 95,23 puntos base, así como rendimientos del 5,50% y el 6,60%.


Asimismo, logró captar poco más de ¢103,6 mil millones, donde los títulos a seis y 12 años fueron los más apetecidos.
Esto se da porque el inversionista tiene liquidez pero no encuentra en qué invertir, pero los movimientos de los precios de deuda externa del pasado mes abrieron espacio para que los bonos internos ajusten precio al alza.
“Aquí hay material para perfilar el plan de colocación de deuda del segundo semestre. De seguir así el espacio que dejó la no colocación de nuevos eurobonos abre chance localmente. Se quita presión a las tasas de interés en colones y le da un respiro al gobierno”, explica Vidal Villalobos, gerente de Estudios Económicos de Prival Bank.
En las últimas tres semanas, se ha dado un incremento en los precios de los bonos, generado tanto por razones internacionales, como por motivos locales.
Por el lado local, un mayor diálogo en la Asamblea Legislativa, un crecimiento económico mayor al estimado e incluso aprobaciones de leyes en primer debate para la contención del gasto, han dado más tranquilidad a los inversionistas locales e internacionales para comprar el crédito de Costa Rica.
En el campo internacional, el Brexit, o salida de Inglaterra de la Comunidad Económica Europea, ha creado temor generalizado en el mercado y por consiguiente una búsqueda de bonos como medio de refugio de valor.
Al subir de precio los bonos más seguros del mundo, los fondos mutuos en busca de rendimiento comienzan a tomar posición en bonos con mayores rendimientos como los latinoamericanos.
“Esto ha llevado a que los bonos del Gobierno, emitidos en el extranjero suban muchísimo de precio, dejando bastante rezagados a los bonos locales, lo que ha generado una oportunidad para los inversionistas en general de comprar bonos de deuda interna, con rendimientos muy superiores a los de la deuda externa”, indicó Jorge Patiño, corredor del Grupo Mercado de Valores.

 

 


Ver comentarios