Fiscal que investiga caso Nisman dice que no está claro el homicidio
Enviar

Fiscal que investiga caso Nisman dice que no está claro el homicidio

La muerte de Alberto Nisman aún no está clara que se deba a un homicidio, según la fiscal que investiga el caso, tal como afirmó hoy la exesposa del fiscal, la jueza Sandra Arroyo Salgado, tras presentar un informe de los peritos de la querella.
A la vista de las pruebas, la Fiscalía "no tiene claro" que se trate de un homicidio, dijo Viviana Fein, a cargo de la investigación de la muerte de Nisman, en una comparecencia ante los medios para responder a la exmujer del fiscal, que descartó hoy la posibilidad de suicidio.
Arroyo Salgado "está descartando (hipótesis) y yo no descarté nunca ninguna. Siempre dije que mi investigación tenía que ser prolija porque la muerte es dudosa y tenía que determinar si era suicidio inducido, no inducido voluntario, u homicidio", señaló la fiscal.
Las conclusiones de los peritos de parte difieren en puntos fundamentales con la investigación oficial, desde la hora de la muerte de Nisman, la posición de cadáver o la ausencia de espasmo cadavérico, hasta la existencia de una agonía que provocó una hemorragia externa.
La exmujer de Nisman denunció también que la ausencia de peritos de parte en la autopsia "derivó en que conclusiones parciales, precipitadas y equivocas hayan sido funcionales a la intención del o los homicidas, contribuyendo a su impunidad o retardándola en el mejor de los casos".
"La Fiscalía no convalida ningún accionar de ningún homicida porque la Fiscalía hoy no tiene claro -por lo peritos oficiales en la causa y por las demás pruebas que hay en la causa- que podamos hablar hoy de un homicidio. Mal voy a convalidar yo o proteger a homicidas", respondió Fein.
La fiscal explicó que no fue notificada "en tiempo y forma" del requerimiento de Arroyo Salgado para que sus peritos asistieran al procedimiento.
Fein adelantó que recibió el informe de los peritos de la querella presentado hoy por la jueza y que convocará a los expertos que participaron en su elaboración para que lo ratifiquen.
Por otra parte, admitió que no puede "dar fe" de lo que pasó durante las tres horas transcurridas desde que llegaron las primeras personas a la vivienda de Nisman y su arribo al lugar.
Nisman, que investigaba el atentado de 1994 contra la mutualista judía AMIA, fue hallado en su apartamento con un tiro en la cabeza el 18 de enero, cuatro días después de denunciar a la presidenta argentina, Cristina Fernández, por presunto encubrimiento a los iraníes acusados por el ataque.

EFE

Ver comentarios