Fechas para energía limpia
Enviar

Costa Rica deberá ser muy eficiente produciendo energía limpia porque no estamos en condiciones de desperdiciar recursos ni tiempo

Fechas para energía limpia

El recién efectuado Congreso Nacional de Energía aparentemente dejó claras las necesidades del país en esa materia y ahora las instituciones involucradas deben tomar decisiones y establecer los cronogramas de trabajo. Esto significa poner fechas a cada objetivo por cumplir para que las metas se alcancen a tiempo.
Costa Rica deberá ser muy eficiente produciendo energía, porque no estamos en condiciones de desperdiciar recursos ni tiempo.
Los objetivos incluyen temas como el de la generación a partir de proyectos limpios, como los hidroeléctricos, en los cuales la institución estatal ha sido exitosa en el tanto la dejaron invertir y desarrollarlos, y los de geotermia y eólicos.

En otros campos, como el de contar con ferrocarriles para potenciar el ahorro energético basado en petróleo, las fallas provienen de errores políticos cometidos cuando se desactivaron las redes ferroviarias y se decidió que todo el transporte de mercaderías se hiciera por carreteras. Hoy es indispensable reparar el desacierto y habrá que hacer una importante inversión para ello.
Por otra parte, urge pasar del actual sistema de transporte público colectivo de personas, que no mueve a la población a usarlo por ineficaz, incómodo e inseguro, a uno que sí cumpla con estos requisitos y por ende la población se vuelque a transportarse por esos medios, con el consiguiente ahorro energético y de contaminación.
Es decir, se deben contemplar todas las formas de ahorrar energía, de producirla en forma limpia y establecer un cronograma de trabajo por cumplir. Una meta para la cual deberemos ser eficientes y eso incluye tomar decisiones acertadas y estar en capacidad de realizar o supervisar bien las obras para evitar situaciones que las retrasen o terminen aumentando costos innecesarios.
Si bien Costa Rica ha sido eficiente en materia de producción energética limpia, no lo ha sido al afrontar otras necesidades de infraestructura, como las de carreteras y aeropuertos, por ejemplo, por la vía de las concesiones. Esto es algo en lo que el país debe dar un salto cualitativo. No es válida la excusa de que otros países subdesarrollados también pasaron décadas aprendiendo. El conocimiento existe y lo demás es voluntad y trabajo honesto.
Está claro que se deben diseñar ya las formas de lograr producción de energía limpia, con el menor daño ambiental posible, por medio de proyectos eficientes para limitar al mínimo los costos, obteniendo los mejores resultados en el tiempo previsto. Una tarea nada fácil, pero totalmente posible.

Ver comentarios