Facebook hecha marcha atrás
Enviar
Facebook hecha marcha atrás


San Francisco -- Facebook, la red social en Internet más popular del mundo con unos 175 millones de miembros, cedió finalmente a las protestas de sus usuarios y anunció que volverá, por el momento, a adoptar sus antiguos términos de uso.
“Hemos decidido volver a nuestros antiguos términos de uso mientas resolvemos las cuestiones que la gente ha señalado”, decía el mensaje que recibían ayer los usuarios que accedían a Facebook.

Las condiciones de uso de la red introducidas hace dos semanas -esa letra pequeña que todos firmamos y pocos leemos antes de hacernos usuarios- especificaban que Facebook tiene el derecho a usar libremente todo lo publicado por sus miembros, incluso si éstos ya se han dado de baja.
Los cambios pasaron desapercibidos hasta este domingo, cuando el blog estadounidense Consumerist los hizo públicos.
“Todo lo que subas a Facebook puede ser utilizado por esta empresa como ellos quieran y para siempre independientemente de lo que hagas después”, afirmaba el comentario de Consumerist, que en pocas horas recibió más de 300 mil visitas.
Las novedades se extendieron rápidamente por la red social, donde al día siguiente ya se habían formado varios grupos de protesta con miles de miembros. Muchos usuarios decidieron darse de baja o retirar información privada.
Mark Zuckerberg, fundador de Facebook, anunciaba a última hora del martes en el blog corporativo de la firma que la red social decidió volver a sus antiguos términos legales hasta que encuentren la manera de resolver la situación.
“La próxima versión será muy diferente a la actual”, explica Zuckerberg, que añade que la terminología será menos legal e intentará reflejar la filosofía de que son los usuarios los que poseen su información y controlan con quién quieren compartirla.
Igualmente, la red social ha creado un grupo llamado “Carta de derechos y responsabilidades de Facebook”, diseñado para informar a sus miembros sobre los temas relacionados con asuntos legales de la red social.
En otro mensaje publicado el lunes en el blog de la red social, Zuckerberg insistía en que los términos de uso no se modificaron para tomar control de la información privada de sus usuarios, sino para reflejar mejor la forma en que éstos utilizan la página.
Así, si un miembro de Facebook se da de baja, los comentarios que haya realizado sobre, por ejemplo, las fotos de otro miembro de la red no desaparecerán sino que seguirán ahí.
“No hay ningún sistema hoy en día que me permita compartir mi dirección de correo electrónico contigo y, a la vez, me dé la capacidad de controlar con quién la compartes tú”, escribió Zuckerberg sobre las realidades de Internet.
Esta no es la primera vez que la red social vive una ola de protestas por parte de sus usuarios. A finales de 2007, la introducción del programa Beacon generó lo que algunos llamaron la primera revolución en el país Facebook, que entonces sólo tenía unos 50 millones de habitantes.

Ver comentarios