Energía solar se expande en el mundo
Enviar

La energía solar, antes tan costosa que solo tenía sentido económico en las naves espaciales, se está volviendo lo suficientemente barata como para llevar el carbón y hasta las plantas de gas natural a salir del negocio más rápido de lo previsto.

Esa es la conclusión de un pronóstico de Bloomberg New Energy Finance sobre la evolución de los mercados de combustible y electricidad para 2040. El grupo de investigación estimó que ya rivaliza con el costo de las nuevas plantas de carbón en Alemania y Estados Unidos y que para 2021 lo hará también en mercados de rápido crecimiento como China y la India.

La hipótesis sugiere que la energía verde está arraigándose más rápido de lo que anticipan los expertos. Eso significaría que la contaminación mundial por dióxido de carbono a partir de combustibles fósiles podría disminuir después de 2026, lo que contrasta con el pronóstico de la Agencia Internacional de Energía, que prevé que las emisiones aumentarán constantemente durante las próximas décadas.

“Los costos de las nuevas tecnologías energéticas están bajando tanto que es más una cuestión de cuándo que de si”, dijo Seb Henbest, un investigador de BNEF en Londres y autor principal del informe.
Las fuentes de energías renovables, como la energía solar y eólica, tomarán por lo menos tres cuartos de los $10,2 billones que se invertirán en nuevas tecnologías de generación de energía a lo largo de los años hasta 2040, esto de acuerdo con un importante pronóstico independiente publicado el día de hoy.

El New Energy Outlook (NEO) 2017, el último pronóstico de largo plazo de Bloomberg New Energy Finance, muestra un progreso más optimista en relación con su informe equivalente al de hace un año hacia la descarbonización del sistema de generación mundial de energía —con las emisiones mundiales proyectadas para alcanzar su nivel máximo en 2026 y ser un 4% menores en 2040 de lo que fueron en 2016.

“El reporte de este año demuestra que la transición hacia un sistema eléctrico mundial renovable no puede detenerse, gracias a la rápida caída de los costos de la energía solar y eólica, y el creciente rol de las baterías, incluyendo aquellas en los carros eléctricos, en el balance de la oferta y la demanda” dijo Seb Henbest autor principal de NEO 2017 en BNEF.

Por lo menos $239 mil millones se invertirán en baterías de iones de litio, convirtiendo los dispositivos de almacenamiento de energía en una manera práctica de mantener el suministro de hogares y redes eléctricas de forma eficiente y de difundir el uso de los autos eléctricos. Además, otras formas de energía, como la eólica bajarán de precio dramáticamente.

Las conclusiones de BNEF sobre las energías renovables y su impacto en los combustibles fósiles son más dramáticas. La electricidad producto de paneles fotovoltaicos cuesta casi un cuarto de lo que costaba en 2009 y es probable que baje otro 66% en 2040.

Eso significa que hasta en lugares como China y la India, que están instalando rápidamente plantas de carbón, la energía solar comenzará a proporcionar electricidad más barata para principios de 2020.

“Esos puntos de inflexión llegan antes de lo previsto y es innegable que la tecnología resulta más barata de lo que pensábamos”, dijo Henbest.


Conclusiones del Informe

  • Energía solar y eólica dominarán el futuro de la electricidad. Se prevé que para 2040 $7,5 billones sean invertidos en plantas de energías renovables —lo que representa el 72% de los $10,2 billones que se gastará en nueva generación de energía a nivel mundial.
  • La energía solar representa $2,8 billones, un crecimiento de 14 veces su capacidad actual.
  • Las energías solar y eólica representarán el 48% de la capacidad instalada global y el 34% de la generación de electricidad para 2040, comparada con los datos actuales del 12% y el 5%, respectivamente.
  • Los costos nivelados de la electricidad generada por la energía fotovoltaica, que son casi un cuarto de lo que eran en 2009, se reducirán en un 66% en 2040. Para entonces, un dólar podrá comprar 2,3 veces tanta energía solar que lo que hoy se puede.
  • La energía fotovoltaica ya es por lo menos tan barata como el carbón en países como Alemania, Australia, Estados Unidos, España e Italia. Para 2021, será más barata que el carbón en China, la India, México, Reino Unido y también Brasil.
  • Las baterías de menor escala instaladas en hogares y negocios con sistemas fotovoltaicos representarán el 57% del almacenamiento mundial en 2040.
  • Para 2040, la energía fotovoltaica residencial representará casi el 24% de la electricidad en Australia, un 20% en Brasil, 15% en Alemania, 12% en Japón y el 5% los Estados Unidos y la India.
  • La energía impulsada por carbón se derrumba en Europa y EE.UU., continúa creciendo en China, pero alcanzará un máximo global en 2026.
  • La energía solar y la eólica tendrán un papel principal en la historia de la energía limpia en México. Las dos tecnologías combinadas representarán el 73% de la capacidad total del país en 2040.

Fuente: New Energy Outlook (NEO) 2017