Logo La República

Jueves, 22 de octubre de 2020



FORO DE LECTORES


¡En tiempos de crisis!

Pablo Brown Taylor [email protected] | Jueves 30 abril, 2020

xx

Sucede que con las crisis la población y sus gobernantes despiertan, dándose finalmente un baño de realidad.

Quizás uno de los mayores problemas de las democracias; es el factible contraste peligroso entre los sueños y aspiraciones de sus dirigentes, y los de sus dirigidos. Quienes gobiernan, suelen a veces vivir en realidades alternativas. Obcecados en asuntos a lo mejor loables, pero poco relevantes para la mayoría. Llegando al límite de refugiarse en sus más incondicionales seguidores, para justificar su intransigencia y desdeñar la pérdida de credibilidad. Lo advirtieron en la antigüedad célebres griegos y romanos, cuando reprocharon el accionar de líderes incapaces de reconocer; el problema de vivir de las apariencias frente a la realidad.

Las crisis con el dolor y la frustración que conllevan, muestran que no era “indispensable” menospreciar las canas y experiencia de quienes ya anduvieron por caminos accidentados, para sacar adelante a Costa Rica.

Comprobando que no todo el pasado fue malo, reivindicando a esas instituciones públicas mal intencionadamente tantas veces criticadas, que en momentos cruciales una vez más, prueban ser pilares que han hecho históricamente diferente al país.

Las crisis reacomodan prioridades, y revelan que aunque recordarnos una y otra vez celebrar el bicentenario, los logros en la descarbonizasión, pregonar el desarme nuclear o entrar al club de este u otro organismo internacional, a los costarricenses a lo mejor consultándoles, les preocupan y son prioridad otras cosas. Cosas como verse forzados a vivir en “fortalezas,” convertidas en trampas mortales ante cualquier eventualidad.

No poder subirse al autobús, sin el constante temor a ser victimas de; asaltos, robos y balaceras o confiar la seguridad de sus barrios y seres queridos a casetillas de guachis en cada esquina. Les preocupa más la indigencia y el calvario de tantos compatriotas sin techo, que día a día desnudan al guía y al turista en el city tour, la cruda y cruel realidad de esencial CR.

Les alarman más esas ferias de empleo, adonde una y otra vez acuden sus hijos. A quienes un sistema educativo con amplia oferta de “Alma mater”; otorgo quizás muchos títulos y deudas, pero escasas herramientas para sobrevivir en este complejo mundo global. Asustándoles el crecimiento de la precarización e informalidad del empleo.

Les inquietan más los reportajes sobre el descontrol migratorio, la suciedad y los desagradables e incómodos olores, en el bullicioso e insalubre mercado al aire libre, en el que parecieran convertirse sus parques y ciudades.

¡Y por supuesto! les duele y preocupan más las muertes de jóvenes en carreteras, en pandillas y narco guerras, confundiendo muchas veces el irrespeto a la autoridad y la constante burla a las reglas, como expresión de “democracia y libertad”. Sí, quizás las crisis nos recuerden la importancia de no renegar fácilmente de nuestras tradiciones y antiguos valores, por seguir modas y tendencias a lo mejor pasajeras.

Redefinan el rumbo y prioridades de nuestro liderazgo, economía y sociedad en general. Poniendo al ciudadano y no a otros intereses, como su objetivo principal. En tiempos difíciles quizás temporalmente corran vientos desfavorables, para esos valores tan propios de los hoy autoproclamados “ganadores”; el ego, la soberbia, el culto a la personalidad, avaricia, la prepotencia, el orgullo, la hipocresía y aunque se les diera casi por muertos y desfasados, resurjan; el respeto a la opinión adversa, la compresión, la cortesía, tolerancia, la buena vecindad y. la solidaridad.

Lic. Pablo Brown Taylor Abogado & Notario Público.

[email protected]






© 2020 Republica Media Group todos los derechos reservados.