Enviar

En caída libre

Adiós a la opción del oro para Roger Federer

Luis Rojas
[email protected]

Ya no es casualidad sino crisis; no se está tambaleando, sino cayendo; Roger Federer salió ayer, antes de lo previsto del torneo olímpico de tenis y le dijo adiós a la posibilidad de una medalla de oro, que el suizo necesitaba para levantar la moral y volver a creer.
Impotente ante la aplastante realidad, Federer ahora se está acostumbrando a asumir el papel de víctima, y en este caso lo fue del estadounidense James Blake, quien todo energía liquidó al ex invencible, en dos sets, 6-4 y 7-6 (2).
¡Y qué difícil debe ser para Federer aceptar su actual situación! Sus rabietas con el público, por la falta de silencio y sus gestos de dolor al cierre del partido son parte de la inestabilidad que sufre el suizo, víctima ayer de un saque solvente y una derecha determinante de Blake.
“Necesito entrenarme más y parar un poco”, esa es la autorreceta que propone Roger para aclarar sus ideas y su tenis y retomar su glorioso camino.
“En los últimos tiempos he perdido partidos que antes no perdía!”, dijo quien el próximo lunes dejará oficialmente de ser el número uno del mundo y reconoce que “la confianza falla cuando los resultados son adversos y uno pierde partidos”.
Lo cierto es que la apasionante y esperada final olímpica entre Federer y el español Rafael Nadal, ya no se dará, por lo menos en estos juegos. Federer se despide y el ibérico sigue saltando hacia la final y para ello ayer liquidó en dos sets al austriaco Jurgen Melzer 6-0 y 6-4.
Ahora Nadal la tiene difícil, porque en su camino viene el serbio Novak Djokovic, el último en ganarle y él es, en teoría, el paso más difícil entre el español y el oro olímpico. Por el otro lado, la figura latinoamericana, todavía con vida, el chileno Fernando González, el único medallista de Atenas 2004 que continúa vivo, se las verá con el ahora motivado Blake, para quien después de la victoria de ayer, el oro no debe parecerle tan lejano.
En el cuadro femenino lo que ya es seguro es que una rusa ganará una medalla. Elena Dementieva superó a la estadounidense Serena Williams y disputará una semifinal ante su compatriota Vera Zvonareva.
La otra Williams, Venus, cayó ante la china Na Li ante el delirio de sus compatriotas y ahora espera a la ganadora entre la rusa Dinara Safina y la serbia Jelena Jankovic, que fue aplazado por lluvia.

Ver comentarios