Empresas de cannabis recurren a bitcóin, bancos no intervienen
El cannabis legal es un sector que movió $6 mil millones en 2016. Bloomberg/La República
Enviar

Las compañías de cannabis están recurriendo a la moneda digital más popular del mundo en un esfuerzo por deshacerse de todo el dinero. La incapacidad de acceder a las instituciones financieras tradicionales es uno de los mayores impedimentos de la industria de la marihuana.

El cannabis legal es un sector que movió $6 mil millones en 2016 y se espera que crezca a $50 mil millones para 2026, según Cowen & Co. Pero como la marihuana es ilegal bajo ley federal de Estados Unidos, los bancos grandes y las compañías de tarjetas de crédito se han mantenido al margen. Eso obliga a la mayoría de los comerciantes a aceptar solo dinero en efectivo, un dolor de cabeza logístico y una amenaza constante a la seguridad.

Bitcóin es una “criptomoneda” digital "minada" por computadoras que solucionan problemas matemáticos cada vez más complejos. Al menos dos startups de tecnología financiera, POSaBIT y SinglePoint Inc., utilizan bitcoines como un paso intermedio que permite a los compradores habituales del sector de cannabis utilizar sus tarjetas de crédito emitidas por bancos para adquirir marihuana.

"No hay industria, ya sea la producción y venta de cannabis o la producción y venta de café, que pueda operar con seguridad, transparencia o eficacia sin acceso a bancos u otras instituciones financieras y servicios tradicionales, ahí es donde pensamos que podríamos aprovechar el uso de la moneda digital", dijo Jon Baugher, cofundador de POSaBIT, cuya tecnología es utilizada por 30 dispensarios en el estado de Washington.

Trove Cannabis, una de las tiendas de Washington que usan POSaBIT, vendió $3 millones de marihuana el año pasado en efectivo y realiza cerca de 3 mil transacciones semanales. Trove se convirtió en cliente de POSaBIT en febrero después de permanecer en una lista de espera durante seis meses, según Yin-Ho Lai, fundador de Trove y su máximo responsable ejecutivo.

Desde entonces, alrededor del 13% de los clientes ha optado por pagar con tarjetas de crédito o débito, dijo Lai, y quienes lo hacen tienden a gastar más.

Una vez que un cliente decide sobre qué producto de marihuana comprar, un empleado le pregunta si a él o ella le gustaría usar dinero en efectivo o moneda digital, dijo Lai. Si el comprador prefiere esta última, el empleado de Trove le explica que puede usar su tarjeta de crédito para comprar bitcoines a través de un quiosco POSaBIT, con una tarifa de transacción de $2 añadida.

El cliente, que ahora sería dueño de bitcoines equivalentes al valor de la compra, puede canjear la moneda en la tienda. O el comprador puede mantener sus bitcoines y utilizarlos en cualquier otro lugar que acepte la moneda digital. Si el cliente termina la compra en la tienda, POSaBIT embolsa la tarifa de transacción y envía el valor en dólares a la cuenta bancaria de Trove.



Ver comentarios