Enviar
Embrujados por la alegría
La fiesta fue de Brujas y Wright calificó el campeonato como resultado de un proceso

Dinia Vargas
[email protected]

La alegría desbordaba a cada uno de los hechiceros, los saludos y los abrazos eran parte de la fiesta que se desató, luego de que Keylor Soto cobrara el penal que terminó en la red y que les daba el título de campeones nacionales.
Fue un momento de mucha adrenalina para el jugador, de sentimientos encontrados y asegura que cuando iba a cobrar todo lo dejó en manos de Dios, pues ese tiro representaba el esfuerzo que cada uno realizó durante este torneo.
“Yo lo dejé todo en manos de Dios, lo visualice ahí y cuando iba a tirar puse todo el amor, esfuerzo y cariño”, afirmó Soto.
Cuando el balón entró, miles de pensamientos pasaron por su mente, “sentí demasiada emoción, sabía que debía meterlo y que era para hacer algo bueno por la institución. Fue un trabajo de todos, es un mérito de todos”, dijo con satisfacción.
Para el técnico de Brujas, Mauricio Wright, conseguir su primer campeonato como entrenador representa un premio al respeto de un proceso.
“El trabajo no es de Mauricio, aquí el gran ganador es la junta directiva que tuvo la serenidad para mantener un proceso y hoy esto les rinde frutos a don Minor Vargas y a Desamparados”, manifestó.
Wright elogió a su nómina, como la responsable número uno de este triunfo. “Mis jugadores hoy (ayer) hicieron la hombrada de sacar esto adelante y estoy muy contento con ellos. Cuando uno ve un grupo evolucionar de esta manera se siente contento y no puede parar de expresar elogios”, señaló, dejando muy en claro que el próximo año se ve en el banquillo de Brujas.
Por su parte, el delantero Daniel Jiménez se mostró satisfecho por colaborar con el equipo al sacar una de sus travesuras para marcar el gol del empate, el cual les dio tranquilidad para afrontar el resto del partido.
“El gol nos dio motivación; nos paramos bien después de eso y qué más se quiere, agradecerle a toda esa gente que ha venido a apoyarnos; lo importantes es que se hicieron presentes en el momento en que se les necesitaba y ahora a disfrutar”, indicó.
Jiménez comentó que el gol fue un regalo a su entrega por el equipo, que aunque en esta temporada le costó consolidarse, tuvo la oportunidad de colaborar con él cuando más lo requería.
Después de la celebración la tarea para el conjunto hechicero será hacer respetar ese campeonato, como ya bien lo tiene presente su presidente Minor Vargas, “ahora debemos pensar en mantenernos arriba peleando por el titulo siempre”.
Ver comentarios