Logo La República

Miércoles, 19 de enero de 2022



ESTILO EJECUTIVO


El teatro “nunca va a morir”

Carolina Barrantes redaccion@larepublica.net | Lunes 10 febrero, 2014

La temporada de “La casa de los espíritus” tiene 40 funciones. Cortesía Teatro Espressivo/La República


ENTREVISTA

El teatro “nunca va a morir”

La dramaturga estadounidense Caridad Svich conversó con Magazine

El teatro nunca llegará a desaparecer, todo lo contrario, ahora debe tener como amiga a la tecnología para atraer público más joven a las salas y poder ofrecer obras de diferentes épocas.

Eso es lo que opina la norteamericana Caridad Svich, dramaturga, compositora y traductora, quien estuvo de visita en el país por el estreno de la obra “La casa de los espíritus” en Teatro Espressivo, en Curridabat.
Svich fue la encargada de hacer la adaptación al teatro de la obra del mismo nombre de la escritora chilena Isabel Allende, la cual está siendo dirigida por el puertorriqueño José Zayas en el país.
La norteamericana señaló que el teatro está muy vigente y señaló que hay nuevas tendencias que combinan esa técnica con la tecnología e involucran y atraen más público en las puestas.
Además dijo que algo que la emociona es el teatro digital, que está ganando terreno.
“En el teatro están pasando cosas muy interesantes, (por ejemplo) el teatro inmersivo. En este la audiencia se mueve con el espectáculo; son técnicas muy viejas pero que ahora otra vez ganan auge y atraen a público que antes no se sentía identificado”, explicó.
“Otra cosa que me fascina es el movimiento del teatro digital, que es el teatro filmado para Internet o para ser visto en el cine o que de alguna forma aborda los dos campos. Algo que se haga en vivo primero pero que después tengas que ir a otro lugar a ver el resto de la obra digitalmente, eso me fascina, esa interacción llama la atención del público. La gente dice que el teatro está muriendo, pero en realidad nunca va a morir”, agregó.
Con respecto a la obra “La casa de los espíritus”, Svich señaló que fue todo un reto adaptar la novela al teatro por su complejidad.
“El teatro Repertorio Español en Nueva York me pidió que adaptara la novela al teatro y me gustó la idea porque me dije: esta es una novela imposible para ponerla en el teatro. Es una novela encantadora, tiene tanto detrás de ella y la imaginación genial de Isabel que es única, y tratar mi manera de contar la historia, me pareció genial”, comentó.
“La novela la vi imposible porque cubre casi 50 años de historia, que son más de 500 páginas, son muchos personajes centrales y otros que no lo son, y es una historia que se enreda entre otra. Salir de ese laberinto me parecía casi imposible para ponerlo en el escenario, pero buscarle la manera de lograrlo me pareció muy interesante, y también el tratar de recobrar la idea de “imposible” que tiene la audiencia cuando se pregunta ¿cómo está pasando eso? en el escenario”, añadió la norteamericana.
La dramaturga comentó que a futuro le gustaría llevar a las tablas a “Martín Fierro”, un poema narrativo argentino, escrito en verso por José Hernández en 1872.

Carolina Barrantes
cbarrantes@larepublica.net
@cbarrantesLR





© 2022 Republica Media Group todos los derechos reservados.