El profesor ante el maestro
Roger Federer tiene siete títulos en Wimbledon. ADRIAN DENNIS-AFP/La República
Enviar

201606281942360.p27-tenis-rec.jpg
“Este es el tipo de historias que necesita nuestro deporte. Es una historia fantástica. De hecho, tengo muchas ganas de jugar contra él”.
Esas fueron las palabras de Roger Federer al conocer que su siguiente rival en la segunda ronda de Wimbledon será Marcus Willis, un completo desconocido, pero que por estos días se roba las portadas de los diarios ingleses.
El tenista local, de 25 años, ocupa el puesto 772 del escalafón mundial y se gana la vida como profesor de tenis (cobra cerca de $40 la hora) en el Warwick Boat Club.
Willis entró en el torneo debido a la baja de última hora de su compatriota Scott Clayton en las clasificaciones. Ganó sus tres partidos de previa y saltó al cuadro principal.
El tenista inglés nunca había ganado un partido del ATP, hasta su victoria el lunes ante Ricardas Berankis (6-3, 6-3 y 6-4), y este año solo había disputado un torneo en Túnez.
Entre sus planes estaba la posibilidad de abandonar su país para irse a Filadelfia donde ejercería también de profesor, pero aumentando significativamente sus ingresos.
Pero se quedó y hoy tendrá uno de los retos más interesantes como tenista, pues desafiará al “Maestro” Federer, siete veces campeón en suelo británico.

“Esto es surrealista”, afirmó. “Es el mejor resultado de mi carrera hasta ahora”.
“Federer es una leyenda del tenis, un jugador fantástico. Tengo un gran respeto por él, pero tengo que intentar ganarle”, añadió aceptando el desafío.
Con su triunfo en primera ronda Willis ya ha ganado casi $67 mil, lo que representa más de dos tercios de las ganancias totales en su carrera contando torneos de dobles e individuales antes de iniciar Wimbledon.
“Es lo máximo que uno puede pedir. He hecho realidad mi sueño, aunque yo no juego por dinero”, dijo.
Ahora en frente tendrá a Federer, quien es uno de los consentidos del torneo, pero que supone en esta oportunidad tendrá el público en contra.
“La gente lo apoyará a él, lógicamente. Le vi jugar y lo hace bien, de lo contrario no estaría donde está. Espero un gran ambiente y si él recibe más apoyo será fantástico”, comentó el suizo.
Es la primera vez que Federer enfrenta un jugador con un puesto tan bajo en el escalafón mundial (Rafael Arévalo, número 447º, era el más bajo).
Con este duelo más el que tiene el número uno del mundo, Novak Djokovic ante al francés Adrian Mannarino continuará la segunda ronda de Wimbledon.

Ver comentarios