El MOPT a construir, Conavi a reparar
Enviar

Veremos si se inicia algo realmente bien, en forma transparente, mediante la cual el país pueda comenzar a ver mejorada su infraestructura vial que tantos trastornos y daños origina a la ciudadanía, a las empresas y a la competitividad país


El MOPT a construir, Conavi a reparar

Que el Conavi debe dejar de construir carreteras y realizar grandes proyectos y que se le debe encomendar en cambio esas tareas al MOPT, como era en un inicio, fue la conclusión de un estudio elaborado por Consenso, el grupo de profesionales a quienes la presidenta Chinchilla les pidió analizar cómo mejorar la eficiencia del programa vial.
Tanto el Colegio Federado de Ingenieros y de Arquitectos, como el Lanamme, la Unión de Cámaras, las cámaras de la Construcción y la de Consultores en Ingeniería y Arquitectura, además de la Asociación de Carreteras y Caminos de Costa Rica, que integraron Consenso, coincidieron en que es esto lo que debe hacerse y que Conavi solo debe quedar haciendo arreglos o recarpeteos.


El estudio estuvo listo en enero pero es recién ahora que la mandataria lo dio a conocer, con lo cual incluso se ha perdido un valioso tiempo en iniciar soluciones reales al grave problema de nuestra estructura vial.
Al Conavi se le asignó en 1989 el plan de manejo de carreteras, pero hemos comprobado lo ineficiente de esa medida y cómo a pesar del paso de los años nuestras vías han ido cada vez de mal en peor.
Es por ello que ahora puede soplar un ligero aire de esperanza si se pusieran en práctica de inmediato las recomendaciones del grupo Consenso para lo cual se debe poner al día lo necesario en el MOPT a fin de que asuma esas funciones.
Como se sabe, al trasladar la responsabilidad y el presupuesto al Conavi, el ministerio en su totalidad, con toda su estructura y personal capacitado, quedó imposibilitado de cumplir con lo que era antes su función.
Sin embargo, no es posible ya perder tiempo en lamentar los errores pasados, la falta de acción en todos estos años para supervisar y comprobar que Conavi no cumplía con su cometido. Es hora de actuar y con celeridad.
Incluso es lamentable que la otra opción que el país tuvo y tiene, la de concesionar algunas cosas y construir otras en vista del grave retraso en casi todo, no se pueda poner en práctica tampoco por la incapacidad demostrada de hacerlo bien.
No han sido capaces las administraciones pasada y presente de elaborar bien contratos, de cumplir con lo que al Estado le correspondía y de supervisar luego adecuadamente lo que fuera responsabilidad de la empresa concesionaria, para que todo fuera hecho bien, en tiempo razonable y con justo beneficio para los costarricenses y la firma concesionada.
En vez de eso todo han sido lamentables vía crucis de años.
Veremos ahora si se inicia algo realmente bien, en forma transparente y mediante la cual el país pueda comenzar a ver mejorada su infraestructura vial que tantos trastornos y daños origina a la ciudadanía, a las empresas y a la competitividad país.

 


Ver comentarios