Enviar

Djokovic pentacampeón

201504052320431.29C2.jpg
Clive Brunskill-AFP/La República Novak Djokovic festeja un nuevo triunfo en Miami, escenario que le es propicio.

Novak Djokovic, número uno del mundo, ganó ayer su quinto título del Masters 1000 de Miami al derrotar a Andy Murray por 7-6 (3), 4-6 y 6-0 en un partido marcado por el calor y el bajón físico del británico en el tercer set.
A pesar de no dar su mejor versión, Djokovic dio nuevas muestras de su carácter competitivo para superar todas las dificultades, incluida la igualdad en el juego y el intenso calor que se vivió en la pista central de Cayo Vizcaíno, para ganar su quinto título tras los de 2007, 2011, 2012 y 2014.
El escocés se desinfló, a pesar de que tiene residencia en Miami y es habitual verle entrenar en Cayo Vizcaíno en similares condiciones climáticas, mientras Djokovic mantuvo mucho mejor el tono físico y lo aprovechó para poner la directa.
Murray no encontró las fuerzas para seguir en el partido en una nueva muestra de las dificultades que tiene para ganar a los tres otros grandes: Djokovic, Nadal y Roger Federer. Contra ellos ha perdido sus últimos 12 partidos.
Con este resultado, Djokovic tiene más cerca la marca de seis títulos en Miami del estadounidense Andre Agassi.
En la final femenina, Serena Williams logró su octavo título en Miami al pasar por encima de la española Carla Suárez, que, en su primera final de un Masters 1000, nada pudo hacer para detener el vendaval de tenis que se le vino encima (6-2 y 6-0).
Con su triunfo, la pequeña de las hermanas Williams ha perdido en Miami apenas siete de los 80 partidos que ha disputado en el torneo del sur de Florida, región donde tiene su residencia.
Con su octavo triunfo en su décima final en Miami, la número uno del mundo se sumó a Navratilova, Evert y la alemana Steffi Graf como las únicas jugadoras que han logrado ocho títulos del mismo torneo.

Miami, EE.UU./EFE
 

Ver comentarios