Dinero fácil ayuda a bancos europeos
Enviar
Dinero fácil ayuda a bancos europeos

Las políticas de la Reserva Federal para estimular la economía de los Estados Unidos permiten a los bancos europeos vender una cantidad sin precedentes de bonos denominados en dólares para refinanciar deuda por alrededor de $1 billón que vence este año.
UBS AG, el banco más grande de Suiza, y Barclays Plc quedaron a la cabeza de los emisores europeos que captaron $43.800 millones con bonos de grado de inversión en los Estados Unidos el mes pasado, superando el récord anterior de $42.400 millones de enero del año pasado, indican datos que recopiló Bloomberg. Las entidades crediticias de la región vendieron bonos por el equivalente de $52.800 millones en euros y libras, la mitad de lo que captaron hace un año, lo que hizo que enero fuera el comienzo de año más lento desde 2002.

El compromiso del presidente de la Fed, Ben S. Bernanke, de inyectar efectivo en el sistema financiero mediante la compra de $600 mil millones en bonos del Tesoro de los Estados Unidos en una segunda ronda de flexibilización cuantitativa ayuda a los emisores europeos afectados por la crisis de deuda soberana en su región. Como consecuencia de los dólares adicionales generados, las permutas en distintas monedas indican que a los bancos europeos les resulta más barato vender bonos en dólares y cambiar lo recaudado nuevamente a euros que en igual período del año pasado.
“Sin duda la segunda flexibilización cuantitativa proporcionó un gran impulso a los mercados de capital de los Estados Unidos”, dijo David Marks, presidente de mercados de capital de deuda para instituciones financieras en Londres para JPMorgan Chase & Co., el mayor colocador de bonos empresariales del año pasado. “Los bancos europeos se benefician de eso tanto como cualquier otro participante”.
El mercado de bonos en dólares tiene una cuota sin precedentes de las ventas globales de los bancos europeos. Las entidades crediticias de la región vendieron 38% de su deuda en moneda estadounidense en enero, en comparación con 27% en el mismo mes de 2010 y 17% en igual período hace cinco años, indican datos de Bloomberg.
Los rendimientos relativos de los bonos bancarios estadounidenses cayeron por debajo de la deuda europea por primera vez desde el 8 de diciembre, según datos de Bank of America Merrill Lynch. La brecha, que el 11 de enero llegó a ser de 30 puntos básicos, o 0,3 puntos porcentuales, se redujo a 15 puntos básicos a fines de la semana pasada. Hace un año, los márgenes de la deuda de los Estados Unidos eran 51 puntos básicos más altos.
Los mercados de deuda de los Estados Unidos proporcionan otra opción a las 35 mayores entidades crediticias de Europa en momentos en que buscan refinanciar $1 billón de deuda que vence este año y $744 mil millones con vencimiento en 2012, según datos de Bloomberg. El 81% de la emisión de este año se realizó en las dos primeras semanas de enero, indican los datos.
ABN Amro Group, la entidad crediticia holandesa nacionalizada en 2008, fue el emisor europeo más reciente de bonos en dólares. El banco, que tiene sede en Ámsterdam, reunió $2 mil millones para tres años a partir de una oferta del 27 de enero que se dividió por partes iguales entre pagarés al 3% y deuda a tasa flotante, según datos de Bloomberg.
UBS, que tiene sede en Zúrich, vendió $1.750 millones de deuda en dos partes el 25 de enero a través de una división en los Estados Unidos, mientras que no hubo ofertas de referencia en el mercado europeo en el mes, según datos de Bloomberg. La londinense
“Los bancos europeos que pueden emitir en dólares estadounidenses sin duda dependen más que antes de la financiación en dólares”, dijo Alberto Gallo, un estratega de crédito de Goldman Sachs Group Inc. en Nueva York.
La política de la Fed facilita la venta de bonos a los mayores emisores europeos. El dinero destinado a la compra de bonos del Tesoro de los Estados Unidos hasta junio se suma a los $1,7 billones de deuda hipotecaria y gubernamental que el banco central estadounidense compró en la primera ronda de flexibilización cuantitativa desde diciembre de 2008 hasta marzo de 2010.
El dinero adicional que liberaron esas compras ha contribuido a impulsar el apetito de los inversores por activos de mayor riesgo.

Londres

Ver comentarios