Enviar
Deuda empresarial brasileña gana adeptos

Opción toma fuerza en momentos en que el crecimiento de la economía más grande de América Latina se debilita

Los bonos empresariales brasileños están perfilándose como la inversión más atractiva del país conforme el debilitamiento del crecimiento económico y el aumento de los incumplimientos hacen subir los rendimientos, según la división de administración de activos de HSBC Holdings Plc.
“El mejor dividendo de riesgo que se puede tener en este momento está en el crédito privado”, dijo Pedro Bastos, que contribuye a la administración de unos $20.400 millones como máximo responsable ejecutivo de Sao Paulo de HSBC Global Asset Management en Brasil. “La actual aversión al riesgo generó primas muy atractivas”, agregó.
Las compañías pagan más por tomar préstamos después de que la crisis del crédito impulsó los rendimientos. Bradespar SA, parte del grupo que controla Cia. Vale do Rio Doce, con sede en Río de Janeiro, pagó el mes pasado 125% de la tasa interbancaria local para vender 610 millones de reales de bonos a tres años.
En julio Bradespar vendió pagarés a un año a 106% de la tasa, que ahora es de 12,63%, según la Asociación Nacional de Instituciones Financieras.
El crecimiento de la economía más grande de América Latina se está debilitando en medio de la pérdida de puestos de trabajo, de recortes fabriles y de la principal caída de las exportaciones desde 1991.
La mengua de la demanda, que llevó a las empresas brasileñas a reducir la producción al mínimo en al menos 17 años, también puede hacer que aumenten las moratorias por parte de las empresas, dijo Bastos.
La tasa de impagos empresariales en Brasil aumentó un 1,8% en diciembre de 2008 en relación al 1,6% de setiembre, dijo el banco central.
“El momento es bueno, pero exige un buen departamento de investigación de riesgo, ya que los incumplimientos se incrementarán”, dijo ayer Bastos, considerando que “la única forma de evitar ese riesgo es tener un buen equipo de analistas de crédito”.
La falta de negociación de la deuda empresarial brasileña también hace que la inversión sea arriesgada, dijo Andre Schibuola, máximo responsable de inversión de Precision Asset Management de Sao Paulo.
“Las primas se encuentran en niveles atractivos, pero la falta de liquidez es un problema muy grave”, dijo Schibuola, advirtiendo que “no todos pueden permitirse conservar un bono hasta su vencimiento. Es algo que hay que evaluar bien”.

Bloomberg
Sao Paulo
Ver comentarios