Enviar
Padecimiento afectó a 13 mil personas más que en 2006
Dengue retomó fuerzas en 2007

• Autoridades de Salud consideran que con campañas innovadoras lograran reducir influencia de la enfermedad este año

María Krystal Echeverría
[email protected]

Lo que empezó con un simple dolor de estómago y náuseas se convirtió luego en una pesadilla para Ericka Fernández.
Lo que comenzó como un viaje de trabajo a Playas del Coco terminó en un calvario debido a los síntomas que la aquejaban.
Nunca se percató del piquete, al punto que en un inicio pensó que se trataba de una indigestión por alguna comida que le había caído mal. Sin embargo, Fernández resultó contagiada de dengue.
“Uno siente que se va a morir porque el cuerpo se debilita demasiado, no me daba hambre y la fiebre se encontraba en su punto máximo”, relató Fernández.
La amenaza del dengue se ciñó sobre los costarricenses durante 2007. Lo que había pasado a ser una enfermedad “controlada” años atrás, durante los últimos meses prácticamente se les salió de las manos a las autoridades de Salud.
El último corte conocido a la semana 48, dio cuenta de 25.361 personas afectadas por el mosquito Aedes aegypti, 13.309 más que en 2006.
La Región Chorotega fue la que presentó la mayor cantidad de casos en el ámbito nacional, afectando a 9.116 personas.
Asimismo, la Región Huetar Atlántica fue otra de las regiones que presentaron más afectados por dengue, contabilizando 7.990 casos a la semana 48.
Adicionalmente, el dengue hemorrágico ha sido la variación que más ha afectado al país, ya que se ha manifestado en por lo menos 288 personas ocasionando ocho muertes, cuatro adultos y cuatro niños. Esta variación afecta a las personas cuando se infectan por segunda vez.
Sin embargo, a juicio de las autoridades de Salud, las causas del incremento no obedecen necesariamente a un descuido por parte de las políticas gubernamentales, y más bien achacan el problema a factores externos.
“La epidemia es un asunto multifactorial, cuyas causas están dentro y fuera del sector Salud. El calentamiento global, la mala planificación y las inundaciones hacen que el mosquito se propague a nuevas zonas”, expresó María Luisa Avila, ministra de Salud.
Ante el rápido incremento de casos, empresas como Wal-Mart y Bridgestone Firestone iniciaron campañas de prevención.
“Las empresas se sumaron a la batalla por su responsabilidad social, respondieron al llamado del Ministerio y porque el dengue nos afecta a todos, a la actividad productiva por el costo social, económico y laboral de las incapacidades”, manifestó Avila.
“El dengue representa un problema de todos los habitantes y tanto a las empresas privadas como públicas nos corresponde cooperar para erradicar esta enfermedad”, expresó Yolanda Fernández, gerente de Asuntos Corporativos de Wal-Mart Costa Rica.
La campaña empleada por la multinacional se inició en julio de 2006 y pretende seguir hasta que se “logre disminuir la cantidad de enfermos a nivel nacional”.
“Entregamos alrededor de 2.500 boletines informativos cada 15 días en nuestros supermercados con el fin de concientizar a los habitantes”, declaró Fernández.
Bridgestone Firestone es otra de las compañías que impulsan una campaña con una inversión que rondó los $7.600 durante 2007.
“Culminamos una etapa muy importante, la premiación de “Un millón de razones contra el dengue”, un concurso que pretendía motivar a la población en la lucha contra el dengue, realizando proyectos, utilizando llantas de desecho de forma creativa”, dijo Horacio Hidalgo, gerente de Mercadeo de la compañía.


Ver comentarios