Déficit fiscal ensancharía desigualdad social
La política social sí incide en la reducción de la pobreza, sin embargo podría estar en peligro dicha acción por el déficit fiscal, son las conclusiones del PNUD. Yoriko Yasukama, representante del organismo, y Gabriela Mata, oficial de Desarrollo Humano, presentaron los resultados del estudio. Esteban Monge/La República
Enviar

Sistema tributario regresivo tiene parte de la responsabilidad

Déficit fiscal ensancharía desigualdad social

Sin mejor recaudación, no se podría aumentar la cobertura y calidad de los servicios

Una reforma tributaria no solo ayudaría a mejorar las finanzas públicas, sino también a incrementar las políticas sociales que reducen la pobreza y desigualdad en el país.

201403252157290.n66.jpg
El problema es que con el déficit fiscal actual y sin respuestas para mejorarlo, existe un riesgo en la continuidad y fortalecimiento de las acciones sociales, e incluso de recortes que perjudicarían accesos a mejores ingresos, educación y salud.
Esto es parte de las consideraciones que tiene el estudio “La equidad en Costa Rica: Incidencia de la Política Social y Fiscal”, realizado por el Programa de las Nacionales Unidas para el Desarrollo (PNUD), en conjunto con la Universidad de Tulane.
Aun cuando el estudio no indica situaciones de valor sobre el déficit o una reforma fiscal, sí es claro que la falta de recursos afectaría muchos programas que hoy luchan contra la desigualdad.
“Hay que ver que la política social sí sirve para bajar estas problemáticas”, explicó Yoriko Yasukama, representante del PNUD.
En el estudio existen noticias positivas, entre esas que la economía nacional crece por encima del resto de América Latina, y se proyecta que siga así.
Además, la clase media ha crecido en el país en los últimos diez años, siendo más del 40% de la población.
Así somos el cuarto en América Latina con la mayor cantidad de personas en este estrato social, por abajo de Uruguay, Argentina y Chile, lo que contribuye a que los gobiernos piensen en más soluciones para este sector, así como que el sistema sea más igualitario.
Costa Rica ha demostrado significativos logros y un fuerte compromiso en su política social, con gran inversión en educación, salud y programas de combate a la pobreza.
“La política social sí sirve para bajar la pobreza y desigualdad, particularmente en los servicios de salud y educación, pero ese impacto positivo se ve contrarrestado de forma importante por un sistema tributario regresivo, y un crecimiento muy desigual de los ingresos”, añadió Yasukama.
La investigación concluyó que las transferencias monetarias de los programas sociales han tenido un impacto positivo en la reducción de la desigualdad, algo que debe seguir universalizándose para mejorar.
Por otro lado, en particular a los salarios de la gente de mayores ingresos crece más que los de otros sectores, y al final el sistema tributario castiga en mayor medida a los deciles de la sociedad más bajos, al tener que pagar más de forma proporcional a sus ingresos.
Se consideran varias vías de acción para poder seguir adelante, ya que la economía crece, así como la clase media, pero la desigualdad sigue teniendo los mismos números que hace diez años atrás, indica el informe.
Por esto, fortalecer el impacto de las políticas sociales, universalizando los servicios de salud y educación, asegurando que lleguen a los sectores más rezagados, es una posibilidad.
Promover un crecimiento más equitativo de los ingresos podría ser otra acción, para así tener salarios dignos que cumplan el mínimo y los derechos laborales.
En el caso de una reforma tributaria, no se puede dejar de lado que se aumente la cobertura y calidad de estos servicios, para eliminar la desigualdad, y que el sistema se convierta en uno más progresivo.

Fabio Parreaguirre
[email protected]
@fabiopLR

Ver comentarios