Déficit de EE.UU. obligará el aumento en la venta de deuda
Enviar
Déficit de EE.UU. obligará el aumento en la venta de deuda
Gasto del gobierno estadounidense se incrementó un 33% por el pago de seguros de desempleo


Millones de empleos perdidos significan miles de millones en renta fiscal perdida para el Gobierno estadounidense, y miles de millones en deuda adicional del Tesoro para cubrir un déficit de presupuesto federal que podría dispararse a más de cuatro veces el récord del año pasado de $454.700 millones.
Las empresas suprimieron 3,7 millones de empleos de sus nóminas en los seis meses transcurridos desde el comienzo del año fiscal el 1 de octubre, y la tasa de desempleo llegó a un máximo en 25 años del 8,5 % en marzo. Esto sugiere que lo recaudado en abril “el mes más importante en cuanto a recaudación impositiva” podría ser muy inferior al monto de abril de 2008, dijeron analistas.

Como el gasto en seguro por desempleo y otros programas de red de seguridad está aumentando, el déficit ya se encuentra en un récord de $956.800 millones este año fiscal, que comenzó hace seis meses. Para cerrar la brecha, el Departamento del Tesoro ha cuadruplicado sus emisiones de deuda.
“La recaudación impositiva ha colapsado”, dijo Chris Ahrens, director de estrategia sobre tipos de cambio en UBS Securities LLC en Stamford, Connecticut, uno de los 16 operadores primarios que presentan ofertas en las subastas del Departamento del Tesoro. La necesidad de vender más deuda “es un asunto importante en el mercado de bonos del Tesoro y continúa. El creciente déficit presupuestario es la causa primaria”.
El Gobierno tendrá que vender nuevos pagarés, bonos y letras por $2,4 billones en el año fiscal 2009, según UBS. Esto ayudará a compensar la caída en la renta fiscal, pagar el aumento en el gasto y refinanciar la deuda que vence. Junto con el capital, las ventas sumarán costos de intereses adicionales al déficit en los próximos años.
Al mismo tiempo, el gasto del Gobierno ha subido un 33 % en el año fiscal hasta marzo, conforme los programas de ayuda como el de subsidio por desempleo se expanden. Los gastos del Departamento del Trabajo han subido a más del doble y los pagos del Departamento de Salud y Servicios Humanos han aumentado en el 12 %. El gasto del Departamento de Agricultura, que maneja el programa de vales de comida, ha crecido un 18%, es de $9.900 millones más que en el mismo periodo hace un año.
Esos incrementos contribuirán a un déficit récord en el presupuesto federal este año fiscal. El 20 de marzo la Oficina de Presupuesto del Congreso pronosticó que el déficit alcanzará los $1,85 billones, menos que el récord previo. UBS calcula un déficit de presupuesto de $1,65 billones, dijo Ahrens.
El creciente desempleo y la caída en el gasto de los consumidores contribuyeron a que la recaudación impositiva de individuos y empresas pequeñas bajara un 15% en el año fiscal 2009 hasta marzo, en comparación con el año anterior.
Como los recortes de impuestos del paquete de estímulo del presidente Barack Obama entran en vigor en el mes de abril, “esa combinación producirá una menor recaudación impositiva”, dijo Douglas Lee, economista jefe de Economics From Washington, una consultoría independiente de Maryland.



Ver comentarios