Enviar
Cuidar después de sembrar

Según parece Costa Rica se sitúa como el mayor sembrador de árboles por habitante en el mundo y esa práctica es parte de una lucha contra el cambio climático que el país adoptó y a la que contribuyen también ya algunas empresas privadas con bombillas de menor consumo, enfriadores más eficientes y otras medidas que deberán incrementarse cada día más para reducir las emisiones nocivas.
Las campañas de reforestación son de suma importancia desde diversos aspectos. Las especies plantadas son en su mayoría nativas, además de teca y melina, que se siembran y mantienen en plantaciones forestales para su uso en la producción industrial sostenible con base en madera.
Los árboles sembrados en sitios en donde existe una organización dedicada a cuidarlos tienen su crecimiento mayormente asegurado, no así los que se plantan por medio de la movilización de voluntarios que se adhieren a campañas organizadas para ese fin pero que no dan seguimiento al sano desarrollo del arbolito.
Es por ello, y ya que el país alcanza una situación ejemplar en esta materia, que se debería dar un paso más y organizar a los voluntarios para cuidar, especialmente en los primeros tiempos, los arbolitos sembrados a fin de garantizar que no mueran comidos por las hormigas o afectados por alguna otra contingencia a la que están expuestos.
Esta nueva fase de la campaña de reforestación tendría otro objetivo además, de suma importancia, consistente en que no se produzca el desaliento en quienes se sintieron motivados y fueron organizados para plantar arbolitos y luego comprueban que este no logró sobrevivir.
Sabemos que dar un segundo paso en este sentido no es fácil pero tampoco imposible. Por el contrario, la toma de conciencia sobre el tema ambiental podría crecer en gran medida si los sembradores extendieran su actividad hasta comprobar que son verdaderamente padres y madres de hermosos y saludables árboles a quienes ayudaron a sobrevivir y crecer. Quienes ya están motivados para sembrar, encontrarán sin duda una motivación aún más fuerte si dan cuidados posteriores al arbolito.

Ver comentarios