Enviar
Sábado 9 Agosto, 2008

Cuidadosa cortesía en el ICE


Dejando de lado las suspicacias del joven periodista Danny Canales, y para que pueda salir de dudas y de la equivocación en la interpretación de los hechos que da a sus lectores, le aclaro:
El lugar de recepción y apertura de ofertas es, como corresponde, la Proveeduría del ICE. La instalación es pequeña pero cumple las condiciones para la regularidad de los actos de ese tipo que allí se realizan.
El reglamento define que quienes pueden participar en las aperturas de ofertas son los funcionarios del ICE y los representantes de los oferentes.
Fue nuestro propósito ser lo más rigurosos y ordenados y evitar aglomeraciones que solo podrían favorecer a los interesados en crear dudas como las que repite el joven periodista Canales. En ese sentido, abrimos espacio a fotógrafos y camarógrafos para que atestiguaran el acto de apertura de las ofertas, de lo cual después daríamos cuenta a los periodistas. Solamente dos medios de prensa tuvieron a tiempo su personal para registrar las imágenes.
Además, debo aclararle que quienes acudieron, pero no tenían relación directa con la presentación de ofertas, pudieron hablar con la prensa, como corresponde, en las afueras de nuestras oficinas y no en medio del delicado proceso que realizábamos.
Finalmente, aunque soy de los primeros en defender ese espacio, debo reconocer que la legalidad, la formalidad y la rectitud en la conducción de un acto como el del lunes 4 de agosto, conforme con nuestro estado de derecho, tampoco impone como requisito la presencia de periodistas. La creo conveniente, pero no indispensable.
Su queja de que no pudo leer la documentación tiene respuesta: existe un procedimiento formal de incorporación de dichos documentos al expediente, incluida su digitalización, foliación, etcétera, que suele demandar varios días; después de cumplido ese proceso será de acceso público. Será entonces cuando usted y cualquier ciudadano podrán tener acceso a él, antes no.

Elbert Durán Hidalgo
Vocero del ICE