Logo La República

Martes, 18 de diciembre de 2018



BLOOMBERG


Crudo cierra semana en $57,04

| Sábado 15 noviembre, 2008



Crudo cierra semana en $57,04

Nueva York -- El precio del petróleo de Texas, de referencia en Estados Unidos, bajó el viernes un 2,1% y cerró a $57,04 por barril (159 litros), entre expectativas de que se producirá una caída de la demanda de crudo.
Los contratos de futuros del Crudo Intermedio de Texas (WTI) con vencimiento en diciembre se abarataron el viernes $1,2 por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex).
El petróleo de Texas es ya $90,23 más barato (-61,26%) que el pasado 11 de julio, día en el que alcanzó un precio récord de $147,27 por barril.
En el conjunto de la semana, el petróleo de Texas ha bajado un 6,6% y, en lo que va de año, un 41%.
El precio de los contratos de gasolina para entrega en diciembre bajó siete centavos por galón (3,78 litros) hasta $1,23, mientras que el del gasóleo de calefacción se abarató cuatro centavos hasta los $1,83 por galón.
El gas natural para entrega en diciembre terminó la sesión a $6,31 por mil pies cúbicos, sin cambios con respecto al cierre del jueves.
Los analistas atribuían el abaratamiento del petróleo al temor a un progresivo descenso de la demanda de crudo en todo el mundo, después de que la economía de la eurozona y la de Hong Kong entraran el viernes oficialmente en recesión.
La oficina estadística comunitaria (Eurostat) confirmó que la economía de la eurozona ha entrado en recesión, después de que el Producto Interior Bruto (PIB) cel a el 0,2% entre julio y septiembre, igual que sucedió entre abril y junio.
Esta es la primera ocasión, desde la creación de la Unión Económica y Monetaria (UEM), en 1999, en que la actividad se contrae dos trimestres seguidos, lo que conlleva una recesión técnica.
La economía de Hong Kong entró en recesión en el tercer trimestre, después de que el PIB cel a un 0,5% en términos reales entre julio y septiembre y se contrajera un 1,4% en el segundo trimestre.
Al temor del mercado a que se produzca un descenso de la demanda de crudo también contribuían el viernes los datos difundidos por el Departamento de Comercio de Estados Unidos, que informó que las ventas minoristas registraron en octubre una reducción sin precedentes del 2,8%, con caídas en las ventas de automóviles y combustibles.