Crudo baja a $42,6 por barril
Enviar
Crudo baja a $42,6 por barril


Nueva York- El precio del barril de petróleo de Texas bajó ayer un 12,2%, lo que supone una de las mayores caídas porcentuales de los últimos años, y acabó la sesión a $42,63 por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex).
Esta fuerte caída de $5,95 en los contratos de Petróleo Intermedio de Texas (WTI) para entrega en febrero tuvo lugar después de que se conociera que las reservas de crudo en Estados Unidos se incrementaron en 6,7 millones de barriles durante la pasada semana.

Los datos que difundió ayer el Departamento nacional de Energía tomaron por sorpresa a operadores y expertos, pues mostraron incrementos muy superiores a lo que se preveía, tanto de crudo como de derivados.
Ello también motivó descensos de 11 centavos por galón (3,78 litros) en los contratos de futuros de gasolina, que cerraron a $1,07, y de ocho centavos en los de gasóleo, que terminaron a $1,54 por galón.
Los contratos de gas natural para febrero también bajaron 11 centavos y terminaron a $5,87 por cada mil pies cúbicos, pese a que continúa la disputa entre Rusia y Ucrania a causa de ese combustible, lo que ha mermado el suministro a otros países de Europa en plena ola de frío.
La Unión Europea (UE) compra a Rusia el 25% del gas natural que consume y ayer quedó suspendido el suministro de ese combustible por territorio ucraniano.
Este fuerte descenso de los precios de los carburantes también tuvo su réplica en Londres, donde el precio del barril de crudo Brent detuvo su fulgurante subida de los últimos días y bajó un 9,2%, para acabar la jornada a $45,86, $4,67 más barato que al cierre del martes en el International Exchange Futures (ICE).
Desde las vacaciones de Navidad, el Brent se había revalorizado en torno al 32% y vivió una jornada especialmente alcista el día de Nochevieja, cuando su precio aumentó un 13,5%.
Uno de los factores que contribuyeron a estos descensos fue conocer que las reservas de crudo en Estados Unidos aumentaron casi cinco veces más de lo que calculaban los analistas consultados por la firma de información de energía Platts.
Esas reservas alcanzaron los 325,4 millones de barriles y se situaron un 13,6% por encima del nivel de hace un año, al tiempo que las importaciones llegaron a una media diaria de 10,5 millones de barriles, 1,2 millones más que la semana anterior.
La gasolina almacenada aumentó en 3,3 millones de barriles en una semana, hasta 211,4 millones, lo que deja el volumen total en un 3,2% por debajo del de hace un año.
Las reservas de productos destilados, que incluyen al gasóleo de calefacción y al diesel, aumentaron en 1,8 millones de barriles y el total, de 137,8 millones, es un 3% superior al de hace un año.
Otros datos relativos a demanda de combustibles mostraron una semana más que sigue siendo inferior a la de hace un año, lo que también presiona a la baja a los precios.
El volumen de combustibles y otros productos derivados del petróleo suministrado al mercado estadounidense en las cuatro últimas semanas fue de una media diaria de 20,1 millones de barriles, un 2,9% menos que en igual periodo de hace un año.
La demanda de gasolina fue de una media de nueve millones de barriles diarios en ese periodo, un 2,2% menos que hace un año, y la de destilados se situó en 4,2 millones, un nivel similar al de hace un año.
El descenso de precios en el mercado neoyorquino coincidía además con la primera pausa de tres horas en los bombardeos del Ejercito israelí sobre la Franja de Gaza, para permitir que llegara ayuda humanitaria a la población palestina.
No obstante, el Gobierno israelí aprobó que continúe la operación militar, que se inició el 27 de diciembre y ha causado más de 700 víctimas mortales, según el jefe de los servicios de emergencia en la Franja, Moawiya Hasanein.

Ver comentarios