Criticado gasto olímpico en Londres
Enviar
Criticado gasto olímpico en Londres

El gobierno británico ha frustrado los intentos de examinar el uso de los fondos de los contribuyentes para las Olimpíadas de Londres, dijo ayer un grupo de legisladores de distintos partidos.
El Departamento de Cultura, Medios y Deportes “no ganaría medallas por transparencia”, dijo la presidenta de la Comisión de Cuentas Públicas, Margaret Hodge, cuando el grupo dio a conocer un informe que también cuestiona la credibilidad de las afirmaciones sobre el legado deportivo de los juegos.

“El legítimo análisis ha sido un proceso innecesariamente frustrante, caracterizado por la resistencia a proporcionarnos información clara y coherente y por una disposición a apartarse de las formas apropiadas de conducir la actividad pública”, dijo Hodge, una legisladora del Partido Laborista opositor, en una declaración difundida por correo electrónico.
“El departamento no tiene intenciones de presentar una contabilidad que pueda examinarse para los juegos, que informe tanto sobre los costos del paquete de financiamiento del sector público de 9.300 millones de libras ($14.500 millones) y los externos”, agregó. “Ese análisis debe hacerse”.
Una auditoría exhaustiva podría comprender el costo de 766 millones de libras de la compra del predio en el cual se construye el Parque Olímpico, los 57 millones de libras del ejecutivo olímpico del gobierno y el dinero gastado en infraestructura de transporte que podría haberse usado para otros proyectos de transporte, señaló el informe.
La promoción de la participación deportiva, que formó parte de la propuesta olímpica de Londres en 2005, sólo ha alentado a 109.000 personas más a participar pero implicó un gasto de 450 millones de libras, lo que “representa un escaso valor por ese dinero”, agregó el informe.
“En momentos en que el mundo tiene la vista puesta en Londres, deseamos el mayor de los éxitos a las muchas organizaciones involucradas en la realización de los juegos”, dijo Hodge. “Pero el caos en relación con el contrato de seguridad era predecible y afecta la confianza en los responsables del manejo de los juegos”.
Legisladores de la Comisión de Asuntos Nacionales de la Cámara de los Comunes dijeron esta semana que no confían en la capacidad de G4S Plc luego de que la compañía de seguridad no proporcionara el personal prometido para proteger las sedes deportivas y de alojamiento, lo que obligó al gobierno a destacar miles de soldados y policías más.

19 de julio (Bloomberg)

Ver comentarios