Enviar
Recursos prestados crecieron un 18% el primer semestre del año
Crédito bancario se mueve de nuevo
Clientes estarían retomando sus proyectos de vivienda y consumo

El crédito bancario empezó a reactivarse con un aumento en las solicitudes de las empresas, principalmente de los sectores comercial, vivienda y consumo.
En junio, el saldo de los créditos de los intermediarios públicos, incluido el Banco Popular y de Desarrollo Comunal, alcanzó ¢3,9 billones, mientras que el financiamiento de los bancos privados estuvo por encima de los ¢3 billones.
Solamente el Banco Popular prestó en el periodo ¢879 mil millones, un 10% más que el primer semestre de 2008.
La reactivación del crédito obedece a una mayor actividad económica y a que en el segundo semestre, generalmente, la demanda por préstamos crece, dijeron algunos banqueros consultados.
“Durante junio y los primeros días de julio, la demanda de crédito se ha reactivado tanto dentro del sector empresarial como en el sector de personas, donde los clientes están retomando sus proyectos de compra de vivienda y algunos de consumo”, comentó al respecto Guillermo Quesada, gerente general de Bancrédito.
Este tipo de préstamos se habían dejado suspendidos durante los meses con mayor impacto de la crisis.
Durante la crisis, los bancos se preocuparon por tener excedentes de liquidez, y por ello prestaron menos.
Además, las personas fueron más cautas, pero existe evidencia de que desde junio muchos clientes empezaron a pedir más crédito y las entidades comenzaron a prestar más de acuerdo con sus posibilidades.
En especial las microempresas se han animado a plantear solicitudes, dijo Quesada, quien señaló que Bancrédito espera un crecimiento para el año del 15%.
“Ha habido un poco más de interés en crédito especialmente en personal y vivienda más que nada”, dijo Luis Liberman, gerente del Scotiabank.
El impacto más fuerte de la crisis financiera internacional se manifestó en una reducción sustancial de las fuentes de liquidez externas de la banca, que Gerardo Corrales, gerente del BAC San José, calificó como un “apretón de liquidez” que parece ir quedando en el pasado.
Algunas entidades bancarias todavía no muestran recuperaciones como por ejemplo Cathay, Improsa y el General.
El primero informó que se encuentra en un proceso de reorganización y este fin de semana trasladará su sede principal de Pavas a San Pedro de Montes de Oca.
Improsa por su parte espera recuperarse gracias a un crédito externo de $20 millones.
La Corporación Financiera Internacional (IFC) aprobó el crédito por $20 millones para el banco que destinará el monto a financiar a más pequeñas y medianas empresas, según confirmó Franco Naranjo, gerente del banco.

Wilmer Murillo
[email protected]
Ver comentarios