Enviar
Producción cayó más del 3% en diciembre pasado con respecto a 2007
Costa Rica suma tercer mes consecutivo con números rojos

• Sectores más afectados son industrias manufacturera y hotelera
• Crisis de Estados Unidos es el principal detonante de los efectos que resiente el país

Eduardo Baldares
[email protected]

Siguiendo con la línea negativa que ha dibujado la economía nacional durante el último año, la producción costarricense continúa en picada.
Si bien hasta setiembre pasado lo que se experimentó fue una desaceleración, durante los tres meses siguientes se cayó a números negativos en la comparación interanual.
Ahora, la producción se redujo a un -3,14% en diciembre anterior con respecto al mismo mes de 2007, de acuerdo con el último Indice Mensual de Actividad Económica (IMAE), publicado ayer por el Banco Central.
El sector que resultó más afectado fue la industria manufacturera, con un decrecimiento de casi el 17% con respecto a diciembre del año anterior, seguido de los hoteles con una caída del 5,5%.
La situación de estos rubros era previsible, debido al ambiente económicamente crítico de los países donde se encuentra la demanda de estos sectores, Estados Unidos y Europa, principalmente, de acuerdo con especialistas.
Con retrocesos más moderados aparecieron los ámbitos agrícola y comercial.
“En el caso de la agricultura, además de la crisis de los países que normalmente nos han comprado, hay que sumar factores tales como las p
érdidas del Atlántico provocadas por las inundaciones”, amplió Maurilio Aguilar, asesor de Riesgo del Banco Popular.
El comercio también está golpeado. Ante la incertidumbre que se vive en materia económica, con la palabra crisis en boca de los políticos y de la ciudadanía, “la gente está posponiendo sus decisiones de compra, está siendo cautelosa, no está yendo a los bancos para pedir préstamos, aun cuando estos fueron capitalizados”, agregó
Alvaro Ramírez, economista.
Aun con números positivos, pero evidentemente desacelerados están los servicios de electricidad y agua, así como los de transporte y almacenaje.
Sin embargo, incluso en estos la situación podría estar deteriorándose más en este año. “El actual es el peor momento que hemos enfrentado, y aún no se está reflejando en los reportes del Banco Central”, aseguró Javier Reyna, presidente de la Cámara de Transportistas de Carga.
Los únicos que experimentaron repuntes fueron construcción y servicios financieros, pero durante el resto del año también venían experimentado una constante desaceleración.
En términos generales se señala a la dependencia de un mercado que entró en crisis como una de las principales causas que explican este retroceso de la economía costarricense.
“Evidentemente hay una contracción
del sector productivo, que en buena parte se debe a la crisis en Estados Unidos, por ser este el principal mercado comprador de los bienes costarricenses”, explicó Ramírez.
Ante el agobio económico el Poder Ejecutivo propuso un Plan Escudo tendiente a aminorar los efectos de las incidencias locales de la crisis financiera internacional, pero Ramírez considera que aún es insuficiente, “porque no está estimulando el consumo como se requiere”, mientras que Reyna aduce que “es fundamental flexibilizar los requisitos bancarios”.
“Se trata de un primer paso en la dirección correcta, pero desgraciadamente insuficiente para hacer frente a la envergadura de la crisis que nos afecta, especialmente en lo que a los sectores productivos concierne”, concluyó Juan María González, presidente de la Cámara de Industrias de Costa Rica.

Ver comentarios