Enviar
Acercamiento con Asia y el mundo árabe moderado busca ampliar horizontes comerciales y reducir dependencia de Estados Unidos
Costa Rica apuesta por diversificar amistades internacionales

• Relaciones exteriores son vistas como el gran acierto del Gobierno incluso por críticos

• Apertura de embajadas en India y Egipto resaltan entre los planes de 2009

Eduardo Baldares
[email protected]

La caída en recesión de Estados Unidos puso de manifiesto la necesidad de corregir un mal endémico de la economía costarricense: la excesiva dependencia de su socio comercial número uno.
Con los estadounidenses más reticentes a comprar bienes nacionales, a invertir en viajes y a adquirir inmuebles aquí, los esfuerzos de la administración Arias por diversificar relaciones internaciones y nexos comerciales son calificados de trascendentales.
En ese sentido se mira con buenos ojos la ampliación de los horizontes hacia los países asiáticos y el mundo árabe moderado, por tratarse de mercados grandes en población y económicamente robustos, de los cuales se puede sacar provecho.
La adhesión a Petrocaribe también es valorada como positiva por diversos analistas que en otras áreas han sido críticos del Gobierno, puesto que el acuerdo garantiza el abastecimiento de combustible, y en caso de una nueva alza de precios, concede facilidades a la hora de pagar.
En general no se considera que haya contradicción al relacionarse con países cuyas ideologías son opuestas a las del principal socio, Estados Unidos, tales como China, Venezuela y naciones árabes, puesto que se trata de alianzas estrictamente comerciales de enorme potencial para el país.
“El hecho de que Costa Rica sostenga una política exterior basada en valores no significa que dichos valores deban ser entendidos como contrarios o excluyentes a la búsqueda del interés nacional. No a cualquier precio, obviamente”, comentó Luis Guillermo Solís, politólogo.
Entre los planes para 2009 está la apertura de una embajada en India, el segundo país más poblado del mundo, pues “es imperdonable no estar ahí”, reconoció el canciller Bruno Stagno, para quien la sede en Nueva Delhi es tan importante como la que se planea abrir en E
l Cairo, Egipto, pues ayudaría a estrechar lazos con los países árabes.
El Gobierno busca una mayor aproximación diplomática con e
l mundo, porque representa la oportunidad de abrir mercados a los productores y exportadores costarricenses, así como favorecer la atracción de inversiones. Se trata, pues, de dólares a granel a cambio de bienes, servicios y mano de obra calificada.
“Solo la India y China representan el 40% de la población mundial y un 8% combinado de crecimiento económico que continuará firme pese a la crisis financiera internacional”, comentó Siddahartha V.G., presidente de la compañía india Amalgamated Bean Coffee Trading a empresarios latinoamericanos, en el marco de la feria empresarial Sintercafé, que se llevó a cabo en noviembre en San José.
A esas oportunidades y a las que ofrecen los petrodólares
árabes es que está apostando Costa Rica.





















Ver comentarios