Enviar
Cooperativa de reparación de aviones analiza ofrecimiento del Gobierno para dar paso a ampliación del Juan Santamaría
Coopesa se trasladaría por $25 millones
Disputa lleva 13 años y este es el momento más cercano a concretarse un acuerdo
La disputa que se ha librado por años buscando el traslado del hangar que tiene Coopesa dentro de las instalaciones del aeropuerto Juan Santamaría estaría pronta a concluir.
Para ponerle fin al diferendo de una vez por todas, el Gobierno ofreció a los socios de la cooperativa $25 millones y un terreno de 60 mil metros cuadrados para que construyan las nuevas instalaciones.
Fue precisamente el tema financiero el que postergó por 13 años las negociaciones para que Coopesa despeje el terreno que ocupa al oeste de la torre de control del Juan Santamaría.
La posición de la cooperativa es que por ser el hangar que utiliza como taller un bien del Estado, correspondería al Consejo Técnico de Aviación Civil (Cetac) realizar la reubicación.
Para trasladar las instalaciones los directores del Cetac llevan adelantadas las negociaciones de créditos con los bancos Interamericano de Desarrollo y Bicsa, detalló Luis Araya, presidente de ese consejo.
El reasentamiento del hangar de la cooperativa es de vital importancia para el plan de ampliación del aeropuerto, ya es en ese sitio donde Aeris Costa Rica tiene previsto construir las nuevas obras.
Aunque ven la propuesta con buenos ojos, los socios de Coopesa aún no firman el acuerdo, hasta tanto no corroboren que el diseño del hangar se ajuste al presupuesto ofrecido.
Si al final los números cierran, firmarían el convenio de traslado en unas dos semanas, estimó Rimsky Buitrago, gerente de la cooperativa.
La construcción de la nueva estructura que albergará el taller para aviones tardaría unos dos años, siempre que el Gobierno facilite los permisos pertinentes, estimó Buitrago.
En caso de que la reubicación del hangar sufra un atraso, incidirá directamente en el programa de ampliación del Juan Santamaría, ya que el inicio de la obra está previsto para 2013.
Coopesa ocupa seis hectáreas dentro del terreno del Juan Santamaría desde 1963, donde tiene un gran hangar adaptado como taller mecánico para reparar aviones.
Para la cooperativa aérea el traslado de su taller también es estratégico, ya que le permitirá ampliar la altura de su hangar para acondicionarlo al tamaño de las grandes naves que hay en el mercado actualmente.
El terreno que se le ofreció a Coopesa está al fondo del restaurante La Candela, al suroeste de la terminal de pasajeros, en un sitio conocido como El Coco.
Además del taller, el diseño debe contemplar una rampa para trasladar las naves desde la pista hacia el hangar. También debe contemplar un área para aparcar aviones.
La negociación para reubicar el taller inició en 1998. El traslado era uno de los compromisos que asumió el Gobierno previo a licitar la ampliación del aeropuerto.
Coopesa le arrienda el hangar a Aviación Civil por una tarifa de $0,60 el metro cuadrado, es decir que por las seis hectáreas paga una mensualidad de $36 mil mensuales.
El monto que pagará la cooperativa en el nuevo hangar aun no se ha negociado, afirmó Buitrago.

Danny Canales
[email protected]

Ver comentarios