Enviar
Seis pequeñas compañías unieron esfuerzos para trabajar en el diseño de la plataforma que albergará el motor de plasma
Consorcio nacional incursiona en el campo espacial

• En conjunto tienen experiencia en diferentes campos de la alta tecnología
• Ad Astra Rocket y CORAAL comenzarán a desarrollar el diseño a mediados de julio

Natasha Cambronero
[email protected]

Seis empresas vieron que juntas tenían complementos que las podrían hacer surgir en conjunto, en vez de luchar por separado por un mismo objetivo, y formaron el consorcio Costa Rican Aerospace Alliance (CORAAL), el cual se unió a la empresa Ad Astra Rocket para incursionar en el campo espacial.
Con más de seis años de experiencia en diferentes áreas como la agroindustria, electromecánica, telecomunicaciones y aeronáutica, esta sociedad quiere aprovechar sus conocimientos para la construcción de la plataforma que albergará el motor de plasma en la Estación Espacial Internacional que está desarrollando el astronauta Franklin Chang.
Mediante un convenio que se firmó este viernes CORAAL y Ad Astra acordaron trabajar de forma coordinada para construir una especie de mesa rectangular en la que estará el motor con su sistema de suministro de electricidad, enfriamiento y enlaces, el cual se iniciaría a mediados de julio.
“Ha sido un trabajo importante aglutinar estas pequeñas empresas de alta tecnología, por lo cual las incluimos en el equipo que está desarrollando la plataforma de potencia y convulsión que vamos a poner en
la estación”, aseguró Franklin Chang, presidente de Ad Astra.
El consorcio está integrado por la empresa Fortech (recubrimientos superficiales), Prenasa (especialista en análisis de fallas en estructuras de metales y fabricación de piezas mecánicas en grandes volúmenes), Olympic Precision Machining (fabricante de piezas de alta precisión), FEMA (diseñadora y fabricante de componentes para maquinaria), AKA Precisión (diseño y construcción de maquinaria) y Mechania Engineering (especialista en mecánica).
“Al principio nos veíamos como competencia, no sabíamos cómo trabajar para un mismo objetivo, estábamos compitiendo por un campo parecido”, afirmó Angela García, presidenta de CORAAL.
Mediante este enlace, la empresa reunirá a 187 colaboradores, 68 máquinas especializadas de tecnología de punta y equipamiento típicos de talleres industriales.

Chang agregó que “lo relevante es que en el país hay gran calidad de mano de obra y que podamos abrirle una ventanilla a la industria espacial”.
Con la firma de este convenio, el equipo estará liderado por Ad Astra, además se incluye a la empresa norteamericana Alliant Techsystems y la NASA que colaboran en el diseño e integración de la plataforma que albergaría el motor de plasma.


Ver comentarios