Confianza económica de eurozona cae a nivel más bajo
El presidente del BCE Mario Draghi planteó la perspectiva de implementar una política monetaria aún más flexible para principios de marzo y así poder fomentar el crecimiento y hacer que la inflación esté nuevamente en consonancia con la meta de poco menos del 2% que contempla la institución. Bloomberg/La República
Enviar

 La confianza económica de la eurozona se deterioró más de lo previsto por los analistas en enero, fortaleciendo los argumentos del Banco Central Europeo para aumentar el estímulo.
El índice de confianza de los consumidores y empresarios cayó a 105 frente a la cifra rectificada de 106,7 de diciembre, dijo la Comisión Europea desde Bruselas el jueves.
Eso es el nivel más bajo desde agosto y se compara con una estimación media de caída a 106,4 en una encuesta de Bloomberg entre economistas.
La cifra que se informó previamente para el mes de diciembre fue de 106,8.
“Hemos tenido un aumento de la turbulencia en los mercados financieros y eso normalmente repercute en forma indirecta en la confianza”, dijo antes del informe Kent Wattret, economista jefe de mercados de la eurozona de BNP Paribas en Londres.
Aunque el entorno externo de crecimiento ha empeorado, “la tendencia aún es positiva; la tendencia todavía sugiere que la situación económica de la eurozona es flexible”, explicó.
El presidente del BCE Mario Draghi planteó la perspectiva de implementar una política monetaria aún más flexible para principios de marzo y así poder fomentar el crecimiento y hacer que la inflación esté nuevamente en consonancia con la meta de poco menos del 2% que contempla la institución.
El Consejo de Gobierno prolongó la flexibilización cuantitativa seis meses en diciembre y redujo la tasa de depósitos a menos del 0,3% antes de mantener la política sin cambios este mes.
La confianza en la eurozona se deterioró en la mayoría de los sectores en medio de la incertidumbre sobre las perspectivas económicas mundiales.
La Reserva Federal abrió la puerta a un ritmo más lento para los aumentos de las tasas de interés mientras China se esfuerza por hacer frente a la agitación de los mercados financieros y a la ralentización del crecimiento.
Un indicador de la confianza industrial de la eurozona cayó de menos 2 en diciembre a menos 3,2 en enero, de acuerdo con el informe.
Una medición de los servicios cayó de 12,8 a 11,6. La confianza de los consumidores y los constructores también se deterioró.
El euro prácticamente no presentó cambios tras el informe y se negoció a $1,09. Subió un 0,1% en la jornada.
La inflación en la eurozona se mantuvo en tan solo 0,2% en diciembre, y una encuesta de Bloomberg entre economistas proyectó una ligera alza a 0,4% en enero. Eurostat publicará los datos el viernes.


 


 

Ver comentarios