Enviar
Proyecto denominado Pocosol-Agua Gata producirá 26 megavatios
Coneléctricas construirá nueva planta

• Gobierno avaló corta de árboles en zona protegida para desarrollar la obra

Danny Canales
[email protected]

La construcción de plantas hidroeléctricas para evitar la escasez de energía en el país avanza a paso firme.
Pocosol-Agua Gata es el nombre del próximo proyecto que se desarrollará y que aportará 26 megavatios adicionales al sistema eléctrico nacional.
La obra será desarrollada por el Consorcio Nacional de Empresas de Electrificación de Costa Rica R.L. (Coneléctricas R.L.).
Para facilitar la construcción, el Poder Ejecutivo declaró el proyecto esta semana de interés público y conveniencia nacional.
Con la medida Coneléctricas tiene la facultad de cortar árboles en la zona protegida donde se construirá la planta hidroeléctrica.
A cambio, la empresa deberá reponer y dar mantenimiento por un periodo mínimo de cinco años en los alrededores del proyecto.
Así lo dispusieron el presidente de la República, Oscar Arias, y el Ministerio del Ambiente y Energía, Roberto Dobles, en una publicación difundida en La Gaceta, el 10 de marzo.
El Gobierno justifica la medida en que el Plan Nacional de Desarrollo plantea la necesidad de garantizar el suministro de energía, reduciendo el uso de hidrocarburos en la producción de electricidad.
“El plan busca sentar las bases para ser, en 2021, el primer país del mundo que produzca el 100% de la electricidad que consume a partir de fuentes renovables”, plantea Dobles.
La nueva planta hidroeléctrica aprovechará las aguas del río Peñas Blancas, ubicado en el distrito 13 del cantón de San Ramón.
El proyecto se divide en dos fases. Pocosol, que producirá 24 megavatios, y la planta Agua Gata, que generará dos megavatios adicionales.
El complejo hidroeléctrico ya cuenta con la viabilidad ambiental de la Secretaría Técnica Nacional Ambiental, desde 2005.
Pocosol-Agua Gata se desarrollará mediante la Ley 8345, que permite la participación de cooperativas de electrificación rural y de las empresas de servicios públicos municipales en la producción de electricidad.
Estas tres plantas hidroeléctricas se suman a las adjudicadas por el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) la semana anterior.
Consiste en los proyectos Capulín, de 48,7 megavatios, que fue adjudicada a la firma Hidrotárcoles. Además la planta Chucás, otorgada a Enel y con una capacidad de 50 megavatios.
Por ultimo se le adjudicó a Unión Fenosa el proyecto Torito, que también producirá 50 megavatios.
Ver comentarios