Enviar
Lunes 2 Junio, 2014

Al contrario de lo que se puede imaginar, la educación financiera no es ningún bicho raro


Cómo educar financieramente a tu familia

Estamos convencidos que la educación financiera es la manera más fácil de alcanzar los sueños y objetivos financieros, personales y familiares.
Por esto, la Plataforma Consumo Inteligente aprovecha para incentivar el conocimiento del manejo financiero saludable para la familia.
Está claro que el trabajo y una buena dosis de suerte también ayudan, pero el conocimiento proveniente de la educación financiera es capaz de ofrecer grandes oportunidades.
Actualmente existen diversas iniciativas que acercan la educación financiera cada vez a más personas. Aquí en Consumo Inteligente, por ejemplo, ya hemos tenido la oportunidad de dar conferencias y cursos para universidades y comunidades.
Al contrario de lo que se puede imaginar, la educación financiera no es ningún bicho raro. Se trata de la práctica de actitudes que privilegian la planificación y el buen criterio en relación con el dinero y los gastos diarios.
La educación financiera nos hace tomar conciencia de necesidades relacionadas no solo con el presente; nos hace mirar hacia el futuro y pensar en cómo podemos transformarlo para mejorar nuestra economía presente. También nos enseña a ahorrar e invertir.
En algunos países latinoamericanos, el gobierno generó acciones para fomentar prácticas y conceptos de educación financiera. Las escuelas también cumplen un rol importante en la difusión de la educación financiera. Hoy en día algunas instituciones educativas adoptan actividades en el aula que abordan conceptos básicos de finanzas personales. Además, también existen varios autores que se dedican a crear obras sobre estos asuntos.
A continuación incluimos algunos temas que se pueden usar como guía para comenzar la conversación familiar.
- ¿Cuándo se debe usar una tarjeta de crédito o solicitar un préstamo?
- ¿Por qué es importante ahorrar?
- ¿Cuándo debo comenzar a ahorrar para el futuro?
- ¿Cuánto dinero debo ahorrar mensualmente?
- ¿Cómo debo pagar mis estudios universitarios? ¿Debo trabajar y estudiar?
- ¿Cómo puedo contribuir a la estabilidad financiera de la familia?
Como puedes ver, hay algunas opciones para quienes buscan información sobre educación financiera. Quizás, el primer paso sea la lectura de un buen libro o algún texto en Internet. Lo importante es notar que la educación financiera ofrece una oportunidad de consumir con más conciencia, sin que el consumo atrape tu futuro en el presente.

Gabriel Pascual

Mastercard Centroamérica y el Caribe