Comerciantes cruzan los dedos por triunfo de la selección
Enviar
Sectores deprimidos como el comercio, consumo masivo, publicidad y turismo serían los más beneficiados si Costa Rica clasifica al Mundial
Comerciantes cruzan los dedos por triunfo de la selección
• Agencias de viaje en vilo porque una eliminación les traería pérdidas por contratos ya firmados
• Importación de aparatos electrónicos incrementa un 10% en promedio cuando se avanza a serie final de fútbol

Daniel Chacón
[email protected]

La actitud hacia el gasto no es la misma cuando la Selección Nacional triunfa; la gente toma las calles, invita a sus amigos a la casa, consume y su alegría la motiva a pensar incluso en viajar a Sudáfrica.
Esto sería solo posible con un gane en el repechaje que dará inicio este sábado, y que representa más que la clasificación al mundial. La economía nacional también será distinta si se logra la clasificación.
En general, todos los sectores esperan un triunfo y que este sea un aliento para la economía, que logre reactivar y aumentar los índices de consumo actuales.
Entre los aficionados a la tricolor se encuentra el presidente del Banco Central, Francisco de Paula Gutiérrez, quien al igual que el resto de los costarricenses, cruza los dedos para que la selección logre el pase al mundial.
Medir el impacto que clasificar tendría sobre el Producto Interno Bruto es relativamente difícil —como Gutiérrez lo reconoce—, pero empresarios y comerciantes dan prueba de que el buen estado de ánimo de los aficionados impulsaría una reactivación en las ventas.
Por eso, hoy los importadores están pendientes, debido a que un triunfo los obligaría a replantear el 2010. Las ventas subirían, y debieran prepararse para atender esa demanda relacionada con el mundial.

En los almacenes fiscales, este evento significa que las importaciones varíen entre un 5% y 10%, cifra que es considerada como importante porque el volumen de mercadería que se maneja es grande, indicó Rolando Cordero, gerente general de Grupo Tical.
En el caso de sus clientes, todos aumentan el inventario, desde aquellos que se dedican a la venta de motocicletas, hasta a los que están en el negocio de los televisores.
Quienes venden
aparatos electrónicos, los que administran bares y restaurantes, los vendedores de viajes e incluso tiendas dedicadas al consumo masivo cruzan los dedos por el milagro, porque eso se reflejará en sus ventas.
Aunque el mundial por sí mismo es un imán de ventas, de clasificar la selección el enfoque de las promociones será más nacionalista, aseveró Carlos Federico Monge, vicepresidente del Grupo Monge; quien reconoce el impacto que tienen las Copas del Mundo en las ventas de televisores.
Hasta las tiendas dedicadas a la ropa y artículos para el hogar esperan un resultado favorable porque las ventas mejoran, reconoció Julio Barquero, gerente de Tiendas Yamuni.
“El fútbol tiene que ver mucho con el comportamiento del consumidor, porque incide en el estado de ánimo. Cuando la selección está bien, la gente es más positiva y eso se refleja en las ventas de diversos sectores”, admitió Barquero.
Mientras que
de un lado hay expectativa, del otro existe tensión, porque la posibilidad de la derrota es latente.
En el caso de las agencias de viaje, como trabajan las reservas por anticipado, hoy tienen muchos contratos en vilo debido a que los aficionados están a la espera del resultado del repechaje, reconoció Luis Fernando Vargas, gerente general de Otec Agencia de Viajes.
“Clasificar crea expectativa y oportunidades de negocios. Nos permitiría tratar de colocar lo que ya teníamos preparado.
Nosotros ya teníamos contratos firmados, que debimos poner en espera del resultado de estos partidos”, reconoció.
La variación en las ventas es significativa, ya que un año de mundial puede motivar que las ventas mensuales incluso se tripliquen con respecto al mismo mes del año anterior.
Y en el caso de este mundial, por realizarse en Sudáfrica es más representativo, ya que el valor de un paquete puede generar más ganancia que la venta de varios más pequeños.


Ver comentarios