Enviar
Coma los carbohidratos adecuados
Muchas personas le temen a este grupo de alimentos, sin embargo consumir los más saludables y con medida le evitará kilos y problemas de más

Melissa González
[email protected]

Para algunas personas la palabra carbohidratos es prohibida, porque por lo general se asocia con el aumento de peso y en algunos casos se privan de consumirlos.
Algunas veces la ansiedad hace que el cuerpo pida estos alimentos, y según expertos es normal, pero se debe apostar por seleccionar las opciones más saludables.
Los carbohidratos se pueden clasificar según su índice glicémico (IG), un indicador del nivel en que elevan el azúcar en la sangre después de su consumo.
“Las harinas refinadas, alimentos altos en azúcar y algunos vegetales harinosos (papa, yuca, etc.) son los que tienden a elevar más el azúcar en la sangre. Los alimentos ricos en fibra (harinas integrales, vegetales no harinosos, algunas frutas) son los que se absorben más lentamente y evitan las elevaciones abruptas”, comentó la nutricionista Rebeca Hernández.
Una dieta en la que predominan carbohidratos de alto índice glicémico, en la cual constantemente hay picos en el azúcar puede resultar bastante dañina a la salud. Se ha asociado con mayor riesgo de diabetes, y enfermedad cardiovascular.
“De hecho se ha estimado que el riesgo de enfermedad del corazón se puede duplicar cuando se consumen más carbohidratos de alto índice glicémico”, comentó Hernández.
Además estudios recientes han revelado que comer los carbohidratos adecuados puede incluso reducir el problema de acné y la ceguera producida por la edad, según el sitio health.usnews.com
El consejo más importante a criterio de la especialista es reemplazar las harinas refinadas y alimentos altos en azúcar por harinas integrales, leguminosas y vegetales no harinosos.
Entre los alimentos de alta carga glicémica están las harinas refinadas como el arroz blanco, pan blanco, cereal de desayuno alto en azúcar y repostería como galletas de paquete, queques, confites, así como vegetales como papa, y yuca.
Entre los de mediana carga están las harinas integrales como arroz, avena, pan integral, pasta al dente, así como frutas como el banano, las pasas y algunos vegetales como el camote, elote y plátano, entre otros.
Por último entre los que tienen una baja carga glicémica están las frutas altas en fibra, todos los vegetales no harinosos, cereales altos en fibra, leguminosas como frijoles, garbanzos, lentejas, así como las palomitas de maíz.
A pesar de estas recomendaciones tome en cuenta que la cantidad siempre es importante, consúmalos con medida.
Ver comentarios