Logo La República

Sábado, 15 de diciembre de 2018



NACIONALES


Código Tecno: Qué busca Amazon con su tableta

Redacción La República [email protected] | Miércoles 05 octubre, 2011




Qué busca Amazon con su tableta

La Kindle Fire funciona como un “acceso directo” y veloz al sitio de esa empresa. Cómo es el equipo

Anunciada desde hace meses, y muy esperada por los fanáticos de la tecnología, la semana pasada finalmente fue presentada la tableta Kindle Fire, de Amazon. Las críticas fueron, en líneas generales, muy positivas, y el público estadounidense salió rápidamente a comprarla: reservaron 95 mil equipos el primer día. El dispositivo saldrá a la venta el próximo 15 de noviembre en ese país, y más adelante en el resto del mundo.
¿Qué tiene en particular este equipo frente al resto de las tabletas? Las principales ventajas son dos: el precio ($200 frente a los $500 que cuesta el iPad más barato), y una tecnología especialmente pensada para que el usuario consuma y disfrute contenido desde Internet, más precisamente, música, libros y vídeos que se bajan desde el sitio de Amazon.
La nueva Kindle Fire es más barata que sus rivales, en gran medida, porque ofrece menos prestaciones. La pantalla es de siete pulgadas (frente a las casi diez del iPad y similares). Además, no trae ninguna cámara, ni tiene conexión a redes celulares 3G (solo se conecta vía Wi Fi), ni navegación satelital GPS. Y aunque el procesador es bien veloz (de doble núcleo), solo viene con 8GB de capacidad de almacenamiento (frente a las 16GB o más del iPad).
El mensaje que da Amazon con este equipo es que si lo que se quiere hacer con una tableta es consumir contenido de Internet, aquellas otras prestaciones que encarecen los equipos sencillamente no son necesarias. Por eso la reducción del 60% en el precio.
Lo que Amazon ofrece a cambio de esta “falta” es algo que no brinda ninguno de sus rivales: una muy aceitada red de computadoras y servidores donde almacena su catálogo de libros digitales, canciones y películas, en lo que se conoce como “la nube” de Internet.
Esta nube “dialoga” con el nuevo navegador web que trae la Kindle Fire se llama Silk, y de este modo permite reducir en gran medida el tiempo de carga del contenido, así como de la navegación por los sitios de Internet. El sistema operativo que trae es un Android adaptado por Amazon, también para que se conecte más rápido con sus propios servidores.
Kindle Fire se coloca, de este modo, en un lugar bien preciso: es la tableta para quienes no pretenden más que consumir contenido digital. El concepto que impulsa Amazon es el de la “modernización” de su clásico dispositivo Kindle, aquel simple lector de libros digitales.
Amazon cumple así dos objetivos en forma simultánea: sale a competir en el mercado de las tabletas y, al mismo tiempo, refuerza su negocio principal, que es la venta de productos y contenidos a través de Internet. Recordemos que esa empresa empezó siendo una tienda minorista que vendía libros y CD musicales, y hoy comercializa por la web todo tipo de productos y contenidos.
Es muy probable que la Kindle Fire sea del agrado de todo aquel que disfruta de consumir contenidos online. Pero mucho más le sirve a Amazon, que de este modo pone su tienda a la distancia de un simple toque de dedo de cada vez más público. Quizás, en este sentido, debería ser incluso un poco más barata, ¿no?