Cocinaron al Puerto
Jerry Palacios superó la marca de Rafael Núñez y en la boca del marco no pudo dejarla en la red. IMAGENESENCOSTARICA.COM/LA REPÚBLICA
Enviar

Cocinaron al Puerto

Un segundo tiempo letal de parte de la Liga calcinó a los anfi triones Manuel Keosseian no lo pensó mucho para tratar de darle vuelta a un resultado adverso al final de la primera parte en la olla mágica. Sentó a dos de sus pilares del medio campo, Armando Alonso y Diego Calvo, apagados en ese periodo y metió de entrada a Allen Guevara y Jean Carlo Solórzano y este par de jugadores le volcaron la balanza a su favor.

201303032341290.a88.jpg
Veinticinco minutos necesitó el campeón nacional de la segunda parte, tan esquiva para los clubes que visitan el Puerto, para sacudirse de un 2-1 en contra con el que terminó el primer tiempo y pasar a un 4-2 letal y definitivo. Lo que se presentó como un juego quizá benévolo para los erizos, cuando abrieron la cuenta en el min. 10, después de que Álvaro Sánchez quebró la marca de Roberto Wong y sirvió a Jerry Palacios para que cerrara a la red a la espalda de Dario Delgado, se fue convirtiendo en un partido angustiante, porque Puntarenas cuenta con jugadores de exquisita técnica que le empezaron a pasar por encima a la visita y no solo eso, hallaron red.

En el min. 22 la defensa local cortó con un largo despeje una bella asociación ofensiva de los manudos y la bola cayó alta y picó alto entre Kenner Gutiérrez y Johan Venegas. El chuchequero le ganó la posición al zaguero y tocó el empate ante la salida de Pemberton. Quiso reaccionar la Liga y el portero Carlos Díaz le desvió un trallazo a Meneses, pero era Puntarenas el que llevaba bien la pelota al otro sector con Diego Brenes, Bryan Sánchez y Frank Zamora. Precisamente Elías Palma saltó sobre Zamora en el min. 35 para un rechazo corto y la bola cayó en la zurda de Roberto Segura que la devolvió a los cordeles con furioso remate.

El Puerto hacía respetar su territorio, pero… Llegaron las variantes de don Manolo y en un santiamén el Alajuelense se apoderó del partido y dio vuelta a la tortilla. Apenas al minuto, Palacios botó el empate, pero en el 51 un tiro de esquina de Sánchez lo rechazó muy mal Bryan del mismo apellido y la bola, tras pegar en el brazo de Palacios fue a pies de Palma que la puso en la red con un zurdazo. Reclamaron los porteños sin éxito. Solo tres minutos después, el “Cusuco” Guevara emprendió uno de sus vuelos verticales, dejó regadas dos marcas y metió pase profundo a Niko Solórzano. Cuando Díaz salió a achicarlo, el ariete la pasó al otro sector donde Álvaro Sánchez tocó a la red la ventaja. Un cuarto de hora después, Solórzano le devolvió el favor a Guevara y le puso un pase mágico en la boca del marco, que Allen desvió a los cordeles en las narices de Díaz para sellar un 4-2 inobjetable que Victorino Quesada no pudo volcar a pesar de las variantes que ordenó en su formación. Un leve intento de descuento se frustró cuando Rafa Núñez estrelló su remate de cabeza en el palo horizontal. En esta oportunidad, la olla terminó por cocinar a los locales.

201303032341290.a888.jpg
Elías Palma gritó su gol con toda el alma. IMAGENESENCOSTARICA.COM/LA REPÚBLICA

Gaetano Pandolfo

[email protected]

Ver comentarios