Logo La República

Jueves, 13 de diciembre de 2018



COLUMNISTAS


CHISPORROTEOS

Alberto Cañas [email protected] | Miércoles 08 octubre, 2008


CHISPORROTEOS

Alberto F. Cañas

Lo que está sucediendo en los Estados Unidos (una desesperación gubernamental por evitar que se repita la catástrofe de 1929 como los círculos prevalecientes lo han venido provocando), debería servirles de lección o al menos de reflexión, a los que aquí llevan años de recitar las bellezas y bondades de lo que llaman las leyes del mercado que en realidad no son leyes pues los poderosos las reforman, alteran y derogan y a la hora de las verdades, solo favorecen a las economías industriales y perjudican a las agrícolas.

Que son esos mismos príncipes que todo lo aprendieron en los libros y que, torpemente y tal vez porque leyeron los libros en que se afirma eso que acabo de citar, decidieron aconsejar a Costa Rica que procurara dejar de ser una economía agrícola…. Y la sustituyera, supongo, ya que no por una economía industrial por una economía turística. Todo con las lamentables consecuencias que venimos experimentando, como la emigración e inevitable miseria como consecuencia, de la población rural hacia la capital, el empobrecimiento inevitable de los campesinos, junto con el enriquecimiento, con catses y dogs, de los más vivos.

Ahora nos enfrentamos a la risible probabilidad de que hayamos favorecido la privatización de los seguros, mientras que en los Estados Unidos el gobierno interviene a los aseguradores. Y otras incongruencias parecidas que iremos viendo. La verdad de todo esto es que quienes han venido opinando aquí de acuerdo con lo que leen en el Wall Street Journal, es mejor que aguarden noviembre en silencio para enterarse de qué piensa el aparentemente inevitable presidente Obama, sobre lo que ellos han venido cacareando aquí. Al menos, aquí sabemos que ni Obama ni su partido ven con buenos ojos las maquilas, que estiman como una manera que tienen los tagarotes industriales de bajar costos (creando desocupación en los Estados Unidos) sin que ese descenso de los costos se refleje en los precios ni se permita al consumidor norteamericano aprovecharse de él. Cosas así.

Ya aquellos pobres trabajadores a quienes asustaron para que votaran SI el domingo 7 afirmándoles que si ganaba el NO se quedarían sin trabajo y se han quedado sin trabajo de todos modos, estarán pensando en serio cómo habrán de votar en febrero del 2010, y qué será lo que sigue en esa carrera por enriquecer a los ricos y empobrecer a los pobres en que se han empeñado las dirigencias políticas que han gobernado este país desde 1986, y si pronto nos van a decir que para ser competitivos tenemos que poner nuestras cargas sociales al nivel de los otros países de Centroamérica (ya he oído hablar de eso). Y el memorándum Casas-Sánchez produjo sus efectos, entre ellos el tener ahora al improvisado vicepresidente (hoy ex) Casas pontificando desde los Estados Unidos, como es usual hace años en los neopolíticos que intervienen en la vida nacional como intermedio entre dos empleos internacionales.

Se ha establecido una peligrosa polarización en la que a cámaras y sindicatos los presentan sus respectivos apologistas como creados por el Espíritu Santo, y sus enemigos como creados por Satanás, y de pronto la polarización parece artificial, y surge un proyecto sobre Moín que tiene el apoyo de los dos “irreconciliables” enemigos, y el gobierno lo rechaza adportas, sin estudiarlo, alegando que tiene un plan mejor que incluye privatización, pero en realidad porque trae el endoso de quien de hecho es el jefe de la oposición, con la cual este gobierno de 40% se niega a entenderse.

Y pese a todo, este servidor de ustedes sigue optimista. Sigue pensando que Costa Rica ha logrado siempre (con la excepción de 1948) resolver sus problemas políticos sin violencia. En la calle, eso sí (y que me perdonen los enemigos de la calle) en 1889 y 1919. Y confía en que lo que estamos viviendo se podrá resolver sin muertos. Con el dedo pulgar en el 2010.

[email protected]

NOTAS ANTERIORES


Días variopintos

Jueves 13 diciembre, 2018

La tragicomedia nacional se carga con un poco de ironía pues fue la Administración Solís Rivera, ...