China devalúa por desaceleración
El Banco Popular de China calificó el cambio de ajuste por única vez y dijo que su tipo de cambio oficial estará más en consonancia con la oferta y la demanda. Bloomberg/La República
Enviar

China devalúa por desaceleración

 China devaluó el yuan más que nunca en dos décadas, medida que se hizo sentir en los mercados mundiales en tanto las autoridades redoblaron sus esfuerzos para sostener a los exportadores y fortalecer el papel de los precios de mercado en la economía más grande de Asia.
El banco central rebajó su tipo de referencia diaria un 1,9%, provocando la mayor caída de un día del yuan desde que China puso fin al sistema de doble moneda en enero de 1994.
El Banco Popular de China calificó el cambio de ajuste por única vez y dijo que su tipo de cambio oficial estará más en consonancia con la oferta y la demanda.
Las autoridades chinas habían apuntalado el yuan para desalentar la salida de capitales, proteger a quienes tenían préstamos en moneda extranjera y dar más peso a sus argumentos ante el Fondo Monetario Internacional en favor de darle al yuan carácter de moneda oficial de reserva.
El anuncio indica que las autoridades ahora están poniendo el acento en los esfuerzos para luchar contra la desaceleración económica más profunda desde 1990 y reducir el control del gobierno sobre el mercado financiero.
“Parecería que este es el fin del tipo de cambio oficial tal como lo conocemos”, dijo Khoon Goh, estratega de Australia New Zealand Banking Group Ltd. en Singapur.
“La devaluación por única vez del tipo de cambio y el permitir una fijación más basada en el mercado nos lleva a un nuevo régimen monetario”.El yuan bajó 1,8 % para cerrar a 6,3231 por dólar en Shanghái.
Cayó 2,6% a 6,3790 en las operaciones offshore de Hong Kong, el mayor descuento respecto del tipo spot continental desde 2011. El banco central permite que el tipo de Shanghái se aleje un máximo de 2% de su tipo de cambio oficial diario, que se fijó en 6,2298.
La devaluación sacudió a los mercados mundiales. Las monedas de Corea del Sur, Australia y Singapur cayeron por lo menos 1% ante las apuestas a que otros países buscarán tener un tipo de cambio más débil para mantener la competitividad de sus exportaciones.
Las acciones de las líneas aéreas chinas se hundieron por el temor de que se eleve el costo de sus deudas en dólares, mientras que las materias primas retrocedieron por las versiones de que la debilidad del yuan reducirá el poder adquisitivo de los consumidores chinos.
Los bonos del Tesoro estadounidense aumentaron por la creciente demanda de activos en dólares.
La intervención de China en el tipo de cambio contribuyó a una reducción de $300 mil millones en las reservas de divisas del país en los últimos cuatro trimestres.
También hizo del yuan la moneda de mejor desempeño en los mercados emergentes, factor que explica la caída del mes pasado de 8,3% en las exportaciones.
El tipo de cambio efectivo real del yuan —parámetro que se ajusta por la inflación y el comercio con otros países— trepó 13% en los últimos cuatro trimestres y fue el más alto entre las 32 grandes monedas cuya evolución siguen los índices del Banco de Pagos Internacionales.

Bloomberg
 

 

Ver comentarios