Enviar
Tras haber sido inaugurado hace un mes en Inglaterra, Queen Victoria llegó ayer al país con 2 mil turistas a bordo
Barco de lujo atraca en Puntarenas

• Transatlántico recorrerá 37 ciudades de 23 países en un lapso de 107 días; Acapulco será la próxima escala
• Costa Rica fue incluida por ser uno de los destinos más deseados de los pasajeros, sostiene la empresa de cruceros

Carolina Murillo
[email protected]


Unos 2 mil turistas, principalmente europeos, estuvieron ayer en el volcán Poás, el Teleférico y otros destinos del país una vez que desembarcaron del Queen Victoria, crucero considerado como uno de los más lujosos en la industria turística.
Ayer este buque atracó en el puerto de Puntarenas, como parte de su primer viaje por el mundo el cual durará unos 107 días y recorrerá 37 ciudades de 23 países distintos.
Antes de Puntarenas, donde ayer funcionarios de la compañía Cunard Line aprovecharon para cargar frutas, verduras, refrescos y otros insumos, el crucero hizo escala en Aruba, atravesó el canal de Panamá y en los próximos días la hoja de ruta lo llevará a México, allí el puerto elegido es Acapulco.
El muelle de partida fue Southampton, Inglaterra y ahí mismo regresará al término del periplo emprendido hace unos 20 días.
En el viaje mundial este transatlántico, inaugurado en diciembre del año pasado, visitará ciudades como Los Angeles, Sídney, Bangkok, Dubái, Atenas y Barcelona.
En el caso de Puntarenas, se eligió porque Costa Rica es uno de los destinos más esperados por los turistas. “Junto con Aruba y Cartagena, los de Costa Rica son los puertos más deseados del Caribe”, aseguró Alfred Hicky, vicepresidente de Ventas de los cruceros Princess y Cunard.
Para el viaje mundial fueron 760 personas las que se embarcaron, pero también se pueden escoger segmentos específicos, de ahí que el barco atracara ayer en el país con su capacidad máxima (2 mil turistas y 1.000 personas como tripulación).
Así como en la hotelería, en la industria de cruceros el mercado está muy estratificado y en el caso de los clientes de Cunard Line, propietaria del Queen Victoria, estos son premium y en adelante. “Son viajeros muy experimentados”, especificó Hicky.
Las ventas para este barco, agregó el empresario, han superado las expectativas y están llenos los cupos hasta junio de este año.
Las tarifas lo que incluyen es el alojamiento, comidas a bordo y entretenimiento, no se consideran las propinas, los tours en tierra, lavandería, gastos de bar ni tratamientos de spa y salón.
Por ser construido recientemente, el barco tiene última tecnología aunque por dentro su decoración es clásica con maderas, mosaicos y enormes lámparas al estilo del siglo XIX.
Algunos de los atractivos que tiene son un teatro de tres cubiertas y 830 asientos, una biblioteca de dos pisos con más de 6 mil ejemplares, un museo y una sala de baile.
La temporada de cruceros en el país va de octubre a mayo y se espera que durante este periodo en Limón atraquen 138 barcos mientras que a Puntarenas uno 94, lo que representaría un crecimiento del 9% y el 8% respectivamente con respecto al año anterior.
Por cad
a turista que ingrese vía marítima a Puntarenas se calcula que el gobierno local recibe un ingreso de $1,50, de acuerdo con cifras de la Junta Promotora de Turismo de Puntarenas, la cual planea promover la llegada de más embarcaciones.
Ver comentarios