Enviar
Entidad sigue forzando al mercado a absorber el exceso de divisas

Central acumula $3.884 millones en reservas

  • Pese a la reducción en la compra de divisas, el exceso de oferta de moneda extranjera persiste

Wilmer Murillo
[email protected]  

La compra de dólares, por su intervención en el mercado cambiario, ha hecho que el Banco Central acumule una cantidad importante de reservas.
Al 24 de agosto, el saldo de reservas monetarias internacionales netas en poder del Banco Central era de $3.884 millones.
El Banco Central de Costa Rica sigue interviniendo en el mercado cambiario, adquiriendo el exceso de oferta de divisas al tipo de cambio del “piso” de la banda; sin embargo, se observa una tendencia a la baja en el monto de divisas adquirido por la autoridad monetaria.
A pesar de la reducción de la compra de divisas, sigue siendo evidente la presencia de un exceso de oferta de moneda extranjera, lo que ha llevado a que los tipos de cambio se mantengan, en general, estables y cercanos al “piso” de la banda, explicaron analistas de la firma Aldesa.
La intervención (compra de divisas) del Central en el mercado cambiario de noviembre a enero fue de $642 millones, mientras que para los meses de febrero a abril se redujo a $396 millones y, entre mayo y julio bajaron aún más, hasta alrededor de $254 millones.
La semana pasada el Banco Central intervino en el mercado cambiario mediante la compra de $16,2 millones, lo cual representa el 26% del monto negociado en el mercado mayorista. El monto total transado en el mercado cambiario fue de $62,2 millones.
La semana previa a esta el monto de intervención de la autoridad monetaria fue menor, de $3,9 millones lo cual representó el 8% del monto negociado.
El valor de la moneda se ha ubicado prácticamente en el piso establecido por el Banco Central de ¢519,16 por cada dólar. Lo anterior es reflejo del estado superavitario del mercado cambiario.
El Banco Central por su parte ha expresado que de continuar observándose presiones para la apreciación nominal del colón asociadas con afluencia de divisas del exterior o excesos de oferta en el mercado cambiario local, recurriría a reducir aún más los tipos de interés en moneda local.
El Banco Central se ha mostrado de esta forma decidido a defender el funcionamiento del esquema de bandas cambiarias.
Eso significa que está dispuesto a bajar o mantener bajas las tasas de interés en colones a fin de que el mercado absorba el exceso de divisas.
No obstante, la adquisición de divisas por parte del Banco implica monetización (aumento de liquidez), lo cual dificulta cumplir el objetivo de reducir la inflación y disminuye la efectividad de la política monetaria.
El exceso de liquidez produce presiones en la demanda interna, lo cual provoca un incremento en las importaciones y en la producción, generando presiones inflacionarias.
A casi un año de haber migrado hacia el esquema de bandas, se observa que el Banco Central no ha logrado reducir del todo su intervención en el mercado cambiario.
Con una economía abierta y un tipo de cambio prácticamente fijo (debido a que el valor de la moneda se ha pegado a la banda inferior) la efectividad de la política monetaria se ha visto opacada.
Ver comentarios